Inicio » Ruido Blanco

Juan Carlos Asensio / La Semana de la Música, en Ciudad Real

- 6 febrero, 2018 – 09:004 Comentarios

ruido-blancoLos conservatorios de música no son solo centros oficiales donde se imparten enseñanzas de música, sino que pueden ser lugar de encuentro de gente a la que le guste la música, porque además de lo que ocurre dentro de las aulas, se programan actividades públicas. Las actividades que se hacen en el conservatorio de Ciudad Real se pueden consultar al pie de la página de inicio de la web del Conservatorio “Marcos Redondo” de Ciudad Real. Todas son públicas. La mayoría de éstas son audiciones de alumnos de distintas edades y niveles que se hacen tanto en el Auditorio como en un reducido Salón de Actos, pero hay otras…

La más inmediata: el miércoles 7 de febrero, a las 18’00 horas,viene al Conservatorio Juan Carlos Asensio, uno de los musicólogos más destacados de nuestro país, con larga experiencia en práctica y docencia sobre Canto Gregoriano. En esta ocasión vendrá a dar una MasterClass titulada Un día en la vida musical de una capilla del Renacimiento. Animo a todas las personas con curiosidad, a que asistan.Para quien piense que la música del Renacimiento es un tostón, animo a ver el breve video de cabecera de este artículo.

Pero los días 14, 15 y 16 de febrero se celebra aquí la Semana de la Música. Este tipo de semana de actividades son ya muy comunes en los centros de enseñanza, no solo de música. Con ellose pretende dar cabida a actividades que tienen difícil encaje en la actividad ordinaria de los Centros docentes: actividades lúdicas, formativas y de convivencia – muchas de ellas preparadas con gran esfuerzo por los propios profesores, y desde hace muchos años a “coste cero”. Pero el caso de los conservatorios es obviamente distinto, porque se concentran en pocos días muchas actividades donde la participación y la interpretación musical soncriterios fundamentales de esta suerte de Semana Cultural.

El programa de la XV edición de la Semana de la Música (que se puede consultar pinchando en este vínculo) genera una gran expectación, como sucedió en ediciones anteriores. Se procura ofrecer conciertos de calidad extraordinaria en el Auditorio, si bien otros años se ha colaborado con otras entidades externas al Conservatorio. Este año habrá tres conciertos, a la misma hora – las 19’30. El miércoles, actuarán las Orquestas del Conservatorio (de cuerda y sinfónica), con obras de César Frank, Antonio Vivaldi, Edward Grieg y el concierto para marimba y orquesta de cuerda de Ney Rosauro, con el ganador del Concurso de Solistas de 2017. El jueves, un recital de Elisa Urrestarazu (saxofón) y Manuel Jesús Corbacho (piano) con obras de Bèla Bartók, Eneko Vadillo, Diana Pérez y William Albright. El viernes, un concierto de la Orquesta de Guitarras del Conservatorio. Ya les anticipo que este concierto merece mayor espacio del que pueda dedicarle en este artículo.

Además, hay un curso para alumnos de saxofón, cuatro conferencias (sobre folklore, piano violín e historia de la música española), una exposición de instrumentos, un taller de coro, una maratón musical de dos días, distintos talleres instrumentales…  Pero seguramente la actividad más interesante no sea por la tarde, sino el miércoles por la mañana: el ya tradicional Concurso de Solistas. En este concurso, participan alumnos de alto nivel en las distintas especialidades instrumentales, con una sola obra de concierto. Es un concurso entre compañeros – donde no existe una competitividad malsana – cuyo premio consiste en tocar dicha obra al año siguiente con la orquesta del conservatorio. En ediciones anteriores el premio ha recaído en alumnos de fagot, piano, trombón, violonchelo, clarinete o percusión. El jurado no tiene fácil la elección, porque hay interpretaciones de gran calidad. Un concurso que no deja a uno indiferente, al pensar en el futuro tan incierto que les espera a estos jóvenes músicos de gran talento.

Sin duda, se puede polemizar sobre muchos aspectos de los conservatorios; pero de lo que no hay ninguna duda es quelos propios docentes son los primeros interesados en que la música esté viva y presente. Si los conservatorios son un bien público por ser centros de formación musical, no lo son menos por el servicio que ofrece a la comunidad: los conservatorios son un valor importante en las ciudades en que se hallan.Sin embargo, tenemos un problema cuando el público no asiste a los conciertos. Los recursos que tienen los conservatorios para promocionar sus actividades públicas son muy limitados. Urge que el Ayuntamiento atienda de una vez la demanda de comenzar las gestiones para hacer efectiva una colaboración entre instituciones, que redunde en beneficio de la ciudadanía, así como de la propia comunidad educativa.

Antonio Fernández Reymonde
Ruido Blanco

Etiquetas:

4 Comentarios »

  • Bien explicado, Antonio. Sólo un pero: deja al Ayuntamiento, solo vienen para hacerse la foto.

    • Antonio Fernández dice:

      Pues sí. Las actividades culturales del Conservatorio y del Ayuntamiento son diferentes. Y eso es bueno, que no haya dependencia. Tal vez sea un iluso, creyendo que un entendimiento entre ambas instituciones pueda tener efectos beneficiosos para la ciudadanía y para las familias, más de lo que hay (que no hay nada – y bien que se podrían hacer mas cosas).

      Antes compartían edificio, gastos de mantenimiento y el salón de actos reservado los lunes al ayuntamiento: ahí nacieron los lunes musicales. Entonces el Conservatorio estaba en el centro de Ciudad Real, y el Ayuntamiento prestaba el Teatro Quijano (tambien en el centro) para los conciertos de la banda. Pero desde el traslado de edificio, hace 10 años, son instituciones que están de espaldas (no en lo educativo, pero sí en lo cultural)

  • Charles dice:

    Desde que se transfirieron las competencias en Educación, el Conservatorio Profesional de Música ‘Marcos Redondo’ de Ciudad Real depende de la Consejería de Educación, Cultura y Deportes de Castilla La Mancha.
    Comenzó en 1981 como un Aula del Conservatorio Superior de Música de Madrid. En 1985, pasó a ser Conservatorio Elemental (estudios de cuatro años) y, posteriormente, en 1997, se convierte en Conservatorio Profesional (estudios de seis años), en el que se forman más de 500 alumnos.
    El Conservatorio Superior de Música de Castilla La Mancha se encuentra en Albacete.
    En 2008, se inauguró, por primera vez en la historia de Ciudad Real, un edificio ideado expresamente para las enseñanzas musicales que contó con una inversión de 6 millones de euros y que tuvo el mismo arquitecto que el artífice del Hospital General Universitario de Ciudad Real, D. Ángel Fernández Alba.
    La función original de los Conservatorios fue la de ‘conservar’ el legado de la música sacra a través de su enseñanza, la labor de los copistas y el resguardo físico de los repertorios.
    Hoy en día, los Conservatorios son instituciones de educación musical de reconocido prestigio en las sociedades occidentales.
    Es muy necesario impulsar y apoyar las propuestas e iniciativas de los Conservatorios de Música por medio del incremento de su financiación.
    La educación musical es algo imprescindible que hay que seguir apoyando con nuestra presencia en todas las actividades desarrolladas.
    Allí estaremos……

    • Amaro dice:

      Tú siempre mucho rollo. El tema es, sin embargo, que a las reuniones del consejo escolar del Conservatorio no van los concejales convocados. Y la Junta, sí, la Junta se interesa mucho por el auditorio del Conservatorio, pero para hacer actos institucionales que no tiene nada que ver con la música.

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.