Inicio » Opinión

La Unión Europea y América Latina

- 15 octubre, 2015 – 17:07Sin comentarios
Este mes se ha celebrado la fiesta nacional de un Estado miembro de la Unión Europea, de España, con las consiguientes felicitaciones de los restantes, sin embargo, se trata de una fecha que traspasa fronteras, el comienzo de una nueva era en la Historia de la Humanidad y más en concreto el comienzo de la creación opinionde una región del planeta tan extensa e importante como lo es hoy América Latina, probablemente el mejor ejemplo de región multicultural del mundo, lo que debemos al mestizaje que la caracteriza históricamente, pero también modelo de superación por los logros alcanzados en las últimas décadas en materia de democratización y avances socio-económicos. El 12 de Octubre conmemora los inicios de un amplio y complejo proceso, con sus consecuencias positivas y negativas como corresponde a todo hecho histórico, pero entre cuyos resultados se encuentran hoy los contactos, las relaciones, las semejanzas y las diferencias entre ambas orillas del Atlántico. En este sentido la Unión Europea tiene hoy mucho que decir y sobre todo mucho que aportar. Los días 10 y 11 del pasado mes de Junio se celebró la Cumbre Empresarial entre la Unión Europea (UE) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), en la que se trató el tema de la cooperación entre empresas de ambos continentes, el crecimiento y la creación de empleo, pero no solo en parámetros estrictamente económicos, la ayuda al desarrollo y a la cooperación en estos países marcó la agenda principal del encuentro. La economía debe contar siempre y principalmente con una función social, para ser válida debe estar supeditada al bienestar y el desarrollo de las personas. En esta cumbre la Comisión Europea anunció el incremento en 118 millones de euros para invertir en proyectos en esta región, como son los planes de desarrollo energético, el programa Al-Invest de apertura del mercado internacional a las pymes hispanoamericanas, o el programa ELAN de creación de una red de innovación y servicios a empresa tanto de la UE como de América Latina. Del mismo modo, destinará 230 millones de euros al desarrollo sostenible en países, que si bien han crecido económicamente en los últimos años aún cuentan con problemas sociales de carácter estructural y considerables bolsas de pobreza. Proyectos europeos a nivel general como EUROsocial+ ayudaran a luchar contra el tráfico de drogas pero abría que destacar también los programas de carácter nacional, aplicados a países concretos: En Bolivia, uno de los países más pobres de Sudamérica, la Unión Europea financiara proyectos destinados a luchar contra la drogadicción, y a la mejora de los barrios suburbanos facilitando el acceso a agua potable a miles de familias. En Colombia se actuará en las regiones más aisladas y menos favorecidas del país, mejorando los ingresos familiares y la economía de comunidades campesinas, afrocolombianas e indígenas. En Honduras, país centroamericano con problema de abastecimiento de productos de primera necesidad y desnutrición infantil, se llevaran a cabo programas de seguridad alimentaria y escolarización en zonas rurales. A estos proyectos se vienen a sumar este mes otros que beneficiaran a Perú y Paraguay, países visitados recientemente por el comisario de Cooperación Internacional y Desarrollo de la Unión Europea, Mimica, donde anunció una dotación de 40 millones de euros para ayudar al plan de Estrategia Nacional de Desarrollo e Inclusión Social que se está llevando a cabo en el país andino, y otros 5 millones de euros para proyectos de integración social en Paraguay con el objetivo último de que la población más vulnerable del país tenga acceso a los servicios básicos, y luchar así contra la inclusión social. La Unión Europea es la principal región del planeta en cuanto a ayuda al desarrollo en todo el mundo, estos casos son solo ejemplos de la multitud de ayudas y proyectos llevados a cabo en nuestro propio continente y en países en vías de desarrollo de África, América, Oceanía y Asia. En el caso concreto de América Latina, y por los lazos culturales, históricos y lingüísticos que nos unen, el papel de España es fundamental. España debe actuar como puente entre la Unión Europea y los países hispanoamericanos.
Etiquetas:

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.