Advertisement
Inicio » Desde el revés de la inopia

Veinte años del Centro de Estudios de Castilla-La Mancha

- 22 abril, 2016 – 11:0017 Comentarios
isidroSanchezEn el seno de la Universidad regional (UCLM) se puso en funcionamiento durante 1996 el Centro de Estudios de Castilla-La Mancha (CECLM). Desde entonces cumple una importante labor gracias al trabajo del documentalista Óscar Fernández Olalde, ayudado por una serie de becarios y voluntarios, que a la vez reciben una interesante formación, seleccionados anualmente en el marco de la convocatoria anual para diversos servicios universitarios. Gracias a ellos se pone a disposición de la Universidad, la sociedad de Castilla-La Mancha y personas interesadas de cualquier parte del mundo una serie de documentos e informaciones bibliográficas. Ubicado físicamente en el campus de Ciudad Real, concretamente en la Facultad de Letras, en su seno se ha desarrollado un trabajo durante cuatro lustros que, con la adecuada utilización de las nuevas tecnologías, ha tenido como resultado un Centro para la docencia, la divulgación y la investigación. Un Centro verdaderamente regional, abierto a muy diversas facetas, organizaciones e instituciones, convertido, en consecuencia, en un referente cultural e investigador en las cinco provincias de Castilla-La Mancha. Un equipo multidisciplinar ha ayudado durante los últimos veinte años a la conexión del CECLM, y de la Universidad, con la Sociedad. El profesor universitario tiene como ocupaciones prioritarias docencia e investigación, que se complementan con la divulgación. Además de investigación y apoyo a la docencia, se han realizado en el Centro múltiples actividades de divulgación cultural (ciclos de conferencias, conmemoraciones, congresos, exposiciones, presentaciones, publicaciones...), en un intento de devolver a la Sociedad parte de la inversión dedicada a la Universidad. 2014--VI-Encuentro-(Toledo)-(2) Como no es posible hacer una relación de las actividades y logros del Centro citaré sólo tres cuestiones. En primer lugar hay que recordar a las personas pues todo ha sido posible gracias a su trabajo y colaboración, a su entrega y a las horas dedicadas a un proyecto apasionante. Todo se ha podido hacer gracias a las ayudas de becarios, componentes del Personal de Administración y Servicios (PAS) o Personal Docente e Investigador (PDI), además de variadas instituciones y organizaciones. La directora es actualmente Esther Almarcha-Núñez-Herrador, profesora de Historia del Arte de la Facultad de Letras de Ciudad Real, y el subdirector Rafael Villena Espinosa, profesor de Historia Contemporánea de la Facultad de Humanidades de Toledo. El autor de estas líneas fue codirector hasta su jubilación en 2013. Hay que recordar también la labor de coordinadores en los diversos campus. Albacete, Manuel Ortiz Heras, profesor de Historia Contemporánea de la Facultad de Humanidades, sustituido por Miguel Ramón Pardo Pardo, profesor de Historia Económica de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales. Ciudad Real, María Rubio Martín, profesora de Teoría de la Literatura de la Facultad de Letras, y Vidal Montoro Angulo, profesor de Ciencia y Tecnología Agroforestal y Genética del Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos (IREC). Cuenca, Ángel Luis López Villaverde, profesor de Historia Contemporánea de la Facultad de Periodismo. Toledo, Benito Díaz Díaz, profesor de Historia Contemporánea de la Facultad de Ciencias Sociales de Talavera de la Reina. Y en la provincia de Guadalajara, Riánsares Serrano Morales, directora del Archivo Histórico Provincial, y Juan Pablo Calero Delso, profesor de Instituto.            Logo-CECLM Otra interesante actividad está relacionada con la Historia de la fotografía. Además de recopilar y poner a disposición de los usuarios un material muy diverso, se han organizado seis encuentros dedicados a la historia de la fotografía –el VII tendrá lugar a finales de este año en Ciudad Real–, celebrados en Ciudad Real (2004), Toledo (2006), Cuenca (2008), Guadalajara (2010), Albacete (2012) y Toledo (2014). Se han fijado pautas metodológicas para la conservación y gestión del patrimonio fotográfico y se han analizado las posibilidades de la fotografía como fuente histórica, artística o documental. Es posible ver las actas de los cuatro encuentros, algunos en pdf e incluidos en la Biblioteca Virtual de Castilla-La Mancha (BVCLM): Esther Almarcha, Silvia García y Esmeralda Muñoz (eds.): Fotografía y memoria. I Encuentro en Castilla-La Mancha (2006); Lucía Crespo y Rafael Villena (eds.), Fotografía y patrimonio. II Encuentro en Castilla-La Mancha (2007); Irma Fuencisla Álvarez y Ángel Luis López (eds.): Fotografía e historia. III Encuentro en Castilla-La Mancha (2009); y Juan Pablo Calero e Isidro Sánchez (eds.), Fotografía y arte. IV Encuentro de Castilla-La Mancha (2014). Las correspondientes a los encuentros de Albacete y Toledo están en fase de edición. Logo-CECLM-aPero quizá la herramienta más útil del Centro sea la citada BVCLM. Desde hace unos tres lustros se pusieron a disposición de los usuarios toda una serie de documentos digitalizados (prensa, fotografías, libros, revistas de estudios...). Y a finales de 2011 comenzó a funcionar la Biblioteca Virtual que, gracias a la utilización de la aplicación informática Pandora, permite hoy la consulta, con búsqueda a texto completo, de cerca de 1.160.000 páginas desde Internet (fuera de la UCLM) y más de 1.700.000 desde la Intranet. Distribuidas en los módulos de libros, prensa, revistas de estudios y material gráfico. En fin, ha sido una labor intensa, con la participación de muchas personas e instituciones, con alianzas diferentes y colaboraciones muy diversas. Pero un trabajo apasionante que está dando unos frutos satisfactorios, un trabajo que es buena muestra, a pesar de todas las dificultades recientes, de la importancia de la Universidad de Castilla-La Mancha para la Sociedad. Isidro Sánchez Desde el revés de la inopia
Etiquetas: ,

17 Comentarios »

  • alfonso gonzalez calero dice:

    una institución fundamental, básica, para nuestro desarrollo como Región; gracias por vuestro esfuerzo; enhorabuena y que los próximos 20 años sean tan fecundos como los que acaban de pasar

  • Angel Manuel dice:

    Como ex alumno de la Universidad regional, lamento que esta institución sea una institución satélite y por tanto politizada, de la Junta de Comunidades, que proporciona muy poco valor añadido a las titulaciones que emite.

    Tener Centro de Estudios regionales puede proporcionar utilidad social, pero cuando el numero de alumnos desciende, y se pudo prever porque la demografía es una ciencia, y las infraestructuras resultan mastodónticas, esta sociedad tiene un grave problema si tiene sostener económicamente la universidad.

    Continué mis estudios en Madrid, el contacto con gente de toda España y una realidad más dinámica fue un aprendizaje realmente universitario. Lamentablemente nadie me becó, hubiera salido más barato al Estado becándome en Madrid que sosteniendo mi plaza en Ciudad Real.

    La futura evolución demográfica española y haber construido unas instalaciones tan irracionalmente grandes, pronto me hizo pensar que mi titulo universitario valdria mucho menos que lo que yo, y no mi universidad, pudiera aportarle después de salir de ella.

    Falta de previsón y politización que desprestigian a una institución que no da a la sociedad tanto como recibe de ella, pues es lamentablemente un anexo administrativo de la Junta.

    • manolo dice:

      alto y claro. Con esas verdades no llegarás a catedrático vitalicio como el firmante del artículo. Y seguramente no será tu meta ni tu deseo.

      • Angel Manuel dice:

        Efectivamente, pese a haber valido para ello, en Historia fui un alumno aventajado y conoci a excelentes profesores y catedraticos, ni citados, ni con esperanzas de que se citasen.

        • Hobbes dice:

          ¿Llegaste a usar alguna vez el CECLM? Yo si.

          Yo me tuve que ir a Madrid porque aquí no podía estudiar.

          Me quedo con el comentario de González Calero, quien sabe bien de lo que habla.

          Me temo que ni tú ni Manolo tenéis ni pajolera idea de lo que es el CECLM ni del trabajo de Esther, Olalde, Rafa, Isidro y tantos…

          Estás haciendo daño a una de las joyas de la corona de Letras. Vosotros mismos. Se nota que ni vivís aquí, ni os interesa luchar por las cosas de Ciudad Real.

          • Angel Manuel dice:

            Entiendo mas un Centro de Estudios Regional que una Universidad Regional.

            Que ya me quieres buscar las vueltas….

          • Angel Manuel dice:

            Gestionando la libertad de expresión en función de si se vive o no en Ciudad Real?

            Acaso los impuestos de un riojano, mallorquin, catalan, madrileño no sostienen ese Centro de Estudios?

            O has descubierto el nacionalismo manchego??

          • Hobbes dice:

            Tendrás queja de tu libertad de expresión en MCR. No paras hasta que no eres el último en responder…

            Por lo tanto, entenderás y defenderás la mía al decirte que tus opiniones sobre Ciudad Real son absolutamente insignificantes, puesto que ni vives aquí, ni sufres, ni disfrutas lo de aquí…

            O, solo puedes opinar tú y los demás callamos. Mira que estás Esperrancia Aguirre Hoy. Topami que los demás no existen…. Anda majete, tómate una tilita, y déjate de nazionalismos, que es lo que te mola…

            Saludos desde las trincheras. Me ha hecho mucha gracia Andaque. Desde las trincheras jajaja…qué concepto más guerracivilista….hasta en eso sois antiguos…me descojono…voy a cavar mi trinchera digital venessolana-iraní ¿Cómo lo hago, escarbando con el ratón?

        • Andaque dice:

          25 años después sigue la mandanga de la ineficiencia de la universidad regional, demostrando así que los complejos atávicos no han sido superados, al menos por algunos. Supongo que la gomina os seca el cerebro, y vuestros sueños húmedos de una Mancha caciquil con buenos y serviles labriegos dominados por señoritos cultos y refinados, cual novela decimonónica, os producen aún poluciones nocturnas. Por suerte no son muchos, y ninguno lúcido, los que siguen con la borrica al trigo. Es curioso cómo tanta formación de élite y tanto contacto cosmopolita no han cambiado un ápice tu arrogante, despótica y polarizada visión del mundo, que hace más de dos décadas conocí bien en nuestras conversaciones en la esquina de Morería con Alamillo Alto. Gracias a Dios, y aunque no lo creas, 20 años después Ciudad Real ha sobrevivido, evolucionado, y mejorado incluso, a pesar de tu marcha. Es loable que te acuerdes de nosotros, pontificando en esta web día sí y al otro también, no sé ya si por preocupación sincera por la familia y amistades pasadas, o como deber que te autoimpone el complejo mesiánico del que haces gala. Pero tranquilo que, a pesar de tu falta, hemos tirado para adelante, supongo que gracias a la magnificencia divina que quiso así compensar el irreparable perjuicio de tu marcha. Y, aunque tú no lo creas, en tu ausencia hemos sido dueños de nuestro destino, y a unos nos ha ido mejor que a otros, pero, oye, eso es la vida.

          También otros fuimos aventajados en Historia, premios de licenciatura a la postre, y tampoco becados, a pesar de la dramática situación económica familiar (cosas de la cruel y politizada burocracia de entonces, más que la de ahora, aunque mandan los mismos). Pero si no hubiese existido la UCLM, éste mediocre que escribe jamás hubiera podido cursar estudios universitarios, pues bien es cierto que, a pesar de que entonces estudiar era más barato para los que no sabemos trampear con las rentas familiares, el traslado fuera de la propia localidad, en unos años donde el paro rozaba los actuales porcentajes, se hubiera tornado imposible. Quiero creer que no sólo para beneficio personal sirvió de algo esto, pues haciendo uso de quizá excesiva soberbia, fantaseo con que el desempeño de mi labor docente en esos centros públicos de la región, tan denostados como desconocidos (cuán atrevida es la ignorancia) por los que piensan como tú, haya dejado una mínima huella para que en esta tierra, según tú, sin valor ni beneficio más allá de servir a aquellos de más valía, otros tomen el testigo de los que aquí quedamos, por decisión propia o mor de la vida, en el esfuerzo de ser cada día mejores, con caídas y recaídas, como las del Nazareno que veneras (veneramos), pero en la esperanza de seguir adelante. Y todo esto, como digo, gracias a la existencia de una UCLM de la que quizá no me sienta orgulloso, pues cuando se conocen las miserias internas siempre es difícil olvidarlas, pero sí a la que siempre estaré agradecido, no a ella, sino a los castellano-manchegos que la hicieron, y la hacen, posible. Por todo ello considero de una importancia vital su existencia como esencial apoyo para abandonar esas postrimerías del siglo XIX a las que algunos nos queréis condenar (la verdad es que ya lo abandonamos hace más de 30 años, por mucho que no queráis aceptarlo).

          En un artículo dedicado al Centro de Estudios de CLM, que seguro estoy nunca visitaste cuando estudiaste en esta institución, pero que yo sí tuve el placer de hacer en mis estudios de posgrado nunca terminados (necesidad obligaba), no sé yo si lo más adecuado es atizarle a la UCLM en su conjunto, pero claro, no hay que dejar pasar la ocasión, ¿verdad?

          Hace mucho que no hablamos en persona, por cierto, a ver si por ventura nos encontramos, y entablamos conversación amistosa más allá de los saludos de rigor. Espero que te vaya bien, que seguro estoy de ello, pues si bien puedo censurar tus posicionamientos éticos e ideológicos, no puedo negar tu valía y brillantez, que conozco y reconozco.

          Por cierto, UCLM politizada, sí, como todas las instituciones públicas y privadas de este país, y seguramente de fuera del mismo. Profesores magníficos que aquí no aparecen citados, también, pero normal que no lo hagan si no han ejercido en este organismo, por otra parte impulsado por el escritor del artículo, al que todos conocemos, y, por ello, de todos sabido muy mediatizado, excesivamente diría yo, políticamente, aunque siempre jugando con la ideología para alcanzar sus objetivos profesionales, lo que no siempre le salió bien, y de ahí su actual extremismo. De entre los citados, sólo a uno tuve el gusto de conocer, Manuel Ortiz, de ideología muy lejana a mis posiciones pero magnífico docente, del que tengo gran recuerdo de cuando estuvo por Ciudad Real y tuve la suerte de asistir a sus clases.

          Vaya parrafada me ha salido. Un saludo a todos, y perdón a los que se sientan ofendidos por mi gramática y poco discernimiento, y, sobre todo, a los que consideren que más que un comentario es un saludo, algo hosco, a un viejo amigo, que lo es por otra parte.

          Un abrazo, Ángel.

          • Angel Manuel dice:

            Andaque, un viejo amigo, por muy viejo que sea, es amigo.

            Si te estabas refiriendo a mi, y por los detalles creo que sí, creo identificarte.

            Me causa una gran alegria recibir ese saludo, la distancia y la discrepancia, no borran una amistad.

            Solo falta que mas que un saludo, tengamos un reencuentro distendido en nuestra capitaleja.

            Creo que tienes posibilidad de confirmarme tu identidad porque seguimos teniendo el telefono. O simplemente confirmame las poli-formas de contactar.

            Ya estoy cansado de Madrid, mis padres se hacen mayores, y añoro el retorno. Pero es una decisión que no solo me toca a mi. Ire pronto y con suerte nos tomamos una caña juntos o una cafe.

            Un abrazo a ti y a tu talento, que siempre fue enorme.

          • Hobbes dice:

            Genial comentario.

            Solo un pero: llamar extremista a Isidro es demostrar un grado de desconocimiento del personaje muy extraño en alguien que usa la mesura como tú.

            Solo ese pero, por lo demás me ha parecido un comentario brillante.

          • Angel Manuel dice:

            Hobbes, si mi amigo dice eso sus razones tiene. Yo tuve a Cayuela en Historia Contemporanea de España no a Isidro, al que juzgo por sus articulos, demasiado posicionados ideológicamente, flaco favor a un historiador que pretenda analizar con rigor el pasado.

            Cayuela sigue investigando, y me parecio excelente. Jeronimo, Paco Ruiz, hasta el particular Gregorio Carrasco. Excelentes. Tengo la espinita de no haber terminado la carrera, ya veremos.

          • Andaque dice:

            Hombre, Ángel, con las pistas que te he dado, tampoco hacía falta ser Sherlock Holmes, jeje.

            Contactar conmigo es relativamente sencillo. Mi correo es mi nombre y dos apellidos arroba gmail. El teléfono móvil es el mismo de siempre, pues no recuerdo haberlo cambiado nunca, aunque la edad no perdona y tó pué ser (termina en 30) Por aquí te leo habitualmente, pero dado el excesivo encono que percibo entre los habituales, y que tampoco tengo mucho tiempo, no suelo participar. Si este verano nos haces una visita, estaré encantado de compartir nuestras experiencias de estos años de lejanía, y luego discutir contigo, claro está, como años ha siempre hacíamos

            Por otra parte, a Isidro siempre lo tuve por mesurado, y siempre lo ha sido en las formas, pero en los artículos que aquí publica noto una falta de moderación y templanza que no recordaba, dejándose llevar por sus fobias, lo que, en mi opinión, no ayuda a valorar sus tesis y opiniones, al menos a los que nunca hemos vivido en las trincheras (y seguramente por eso así nos va y nos ha ido) Supongo que cuando se llega a cierta edad ya te da todo igual, y sacas afuera tus demonios, intentando ajustar cuentas con el pasado. Es legítimo, y lo respeto, pero como he dicho, me chirría. Eso sí, es de valorar, que para eso es este artículo, el trabajo del Centro de Estudios de Castilla La Mancha, que fue empeño personal suyo y al que no se le puede negar su importancia, más allá de discusiones ideológicas o presupuestarias.

            Un saludo.

          • Angel Manuel dice:

            Andaque, localizado, sabras de mi.

            Joer qué alegría!!

  • Á. R. dice:

    Felicidades al Centro de Estudios de Castilla-La Mancha. Y llamo la atención a los que tienen algún fondo cultural interesante relacionado con la región (libros, cuadros, fotografías, prensa antigua, documentos, archivos, cuadros, esculturas, piezas arqueológicas, fósiles etc.) para que los donen en vida o en su testamento a esta institución. Porque es tan grande el descuido que muchos que podrían y querrían ceder estos bienes se olvidan de firmar los documentos oportunos para hacerlo y al final quedan destruidos, inaccesibles, ignorados, mal custodiados o sin poder beneficiar a la cultura común.

  • Juan Pablo dice:

    Gracias al CECLM por existir.

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.