La sangre de Benín viaja en motocicleta

Eusebio Gª del Castillo Jerez.- Javier Corso retrata en “Essence du Bénin” el día a día del tráfico ilegal de gasolina de Nigeria a Benín, en África occidental. La exposición, inaugurada ayer el Alumbre, se compone de 30 instantáneas en blanco y negro en las que puede seguirse el rastro de esta actividad: desde cómo se cargan los bidones de gasolina en embarcaciones para cruzar en río desde Nigeria, el transporte en motocicleta de decenas de litros de combustible y la distribución al por menor de la gasolina, tarea de la que se encargan mujeres y niños.
alumbre benin4

El proyecto, realizado por el propio Corso, una periodista y un camarógrafo, comenzó a gestarse en julio de 2015.  «Hicimos un mes de preproducción, contactando con la gente, estudiando el país y la trama de corrupción a raíz del tráfico ilegal de gasolina», explica el fotógrafo. El reportaje, que se desarrolló en tierra beninesa durante el mes de agosto, consta de tres partes: la galería fotográfica, que ha servido para exposición y también para ilustrar los textos publicados en prensa; y, por último, un vídeo documental de 30 minutos que se estrenará la semana que viene en TV3.

De las treinta fotografías expuestas en Alumbre dos corresponden a retratos de personajes destacados del proyecto: uno de los líderes traficantes y su antagonista, un defensor de los derechos humanos en Benín que lucha contra el tráfico de gasolina ilegal. «Por un lado, alimenta la corrupción del país y, por otro, supone un elevado riesgo tiene para la población civil, como consecuencia de las explosiones derivadas del transporte». Los kamikazes u hombres bomba transportan en sus motocicletas bidones repletos de combustible. «Llevan encima más de 100 litros de gasolina. Además, los tenderetes de venta ambulantes están separados unos 20 metros unos de otros. Un accidente produce una reacción en cadena, lo que en grandes núcleos urbanos ocasiona decenas de muertos», relata Corso.alumbre benin3

El origen del problema radica en que no se han adoptado las medidas necesarias para abastecer a la población. «Desde el punto de vista político sigue interesando que esta trama funcione.  Llevan cuarenta años haciéndolo y esta actividad está tan extendida que los traficantes tienen poder para paralizar este país donde el transporte estrella es la motocicleta».

La capital del país, Porto Novo, tiene seis gasolineras de las que solo dos funcionan, cuenta Javier Corso. Además, los precios de las gasolineras «legales» triplican los de la proveniente de Nigeria. «La población sigue y seguirá comprando la gasolina ilegal», señala. Además, «miles de familias dependen de esta actividad y los líderes traficantes tienen tal poder que colocan al frente del país a los políticos que les van a permitir ejercer esta actividad con más libertad».alumbre benin1alumbre benin2

Relacionados

Euromillones

1 COMENTARIO

ESCRIBE UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img