Inicio » Desde el revés de la inopia

GMPP

- 24 marzo, 2017 – 10:5312 Comentarios
isidroSanchezSabemos desde hace tiempo, como afirma Rodolfo Walsh, que el periodismo es libre o es una farsa. Sin embargo, la prensa está manipulada, en todo el mundo. Es una cuestión ideológica pues se trata de construir la opinión pública y dirigirla en favor de los poderosos. La técnica de lanzar focos de atención, por ejemplo, para distraer de las cosas importantes es antigua. Pero en los últimos años han llegando casi a la perfección pues el arte de la manipulación ha avanzado de manera importante. Los Grandes Medios de Persuasión y Propaganda (GMPP) cumplen, por tanto, su misión principal, que no es otra que servir los intereses de las grandes corporaciones económicas y financieras, además de determinadas visiones académicas, sociales y políticas que avalan y propagan el neoliberalismo como única posibilidad en la organización social actual. En el caso de España la cosa es muy grave. El país, con El País del casi defenestrado Juan Luis Cebrián Echarri a la cabeza, padece hoy una dictadura mediática sostenida por el poderío económico y financiero, con apoyo de los poderes políticos, la de los GMPP. Es verdad que determinados medios, fundamentalmente digitales, escapan de esa dictadura, pero su presencia es todavía muy modesta y tienen todo tipo de problemas. Y cuando un medio sale del camino “correcto” los poderes políticos y económicos, con la utilización de medios muy diversos, van a por él.
Fuente: Reuters Institute Digital News Report 2015

Fuente: Reuters Institute Digital News Report 2015

En este sentido, las declaraciones de Ana Pardo de Vera, directora del diario Público, a La Cafetera de Radio Cable (21.3.2017), son muy graves: “El gobierno utiliza dinero público para amenazar a periodistas y políticos contrarios”. Tenemos mucha información y vamos a sacarla, a pesar de las amenazas de la brigada política. Desde luego, dice, no recibimos apoyo pues “estamos distraídos con los líos sexuales del rey emérito Juan Carlos mientas están pasando estas cosas que son realmente muy graves”. A la pregunta de Fernando Berlín, director de Radio Cable, de si van a pedir amparo a la APM, Ana Pardo contesta lo siguiente: “No porque recuerdo que, cuando sacamos las grabaciones del exministro, vinieron dos policías sin orden judicial a requisar las grabaciones, de parte de Eugenio Pino, pedimos amparo a la APM y no se nos dio”. Ese es, dice la directora de Público el “doble rasero” de la Asociación de la Prensa de Madrid. Por otra parte, sabido es que el periodismo de investigación, practicado de manera independiente, está en trance de desaparecer en nuestro país o, como mínimo, de quedar en rara avis como consecuencia, precisamente, de los intereses económicos que financian a los grandes medios de comunicación, en realidad de persuasión y propaganda. Es interesante la opinión de Carlos Berzosa, catedrático emérito de la UCM, en su artículo “La autocrítica tardía de la Unión Europea”: “Aunque también es cierto que los poderosos medios de la comunicación se encargan de desinformar más que de informar. La alienación y la des(educación) es la fuerza de los poderes hegemónicos. El pensamiento crítico apenas tiene posibilidades de hacerse oír frente al dominante. Esto no solamente sucede a nivel de la calle sino en los propios medios académicos. De todos modos, a pesar de la tristeza que se siente frente a lo que sucede, no hay que olvidar que, como le gustaba decir a Sampedro, mientras hay vida hay esperanza” (nueva tribuna.es, 9-3-2017). En fin, de TeleRajoy (TVE), donde la manipulación informativa es la norma, sólo decir que es la vergüenza nacional y lo paga con un continuo descenso en la audiencia. Omisiones, censuras o tergiversaciones están a la orden del día. Cómo será la cosa, en la que debía ser la televisión de todos, que hace unas semanas, bajo el título de El Consejo de informativos deplora el deterioro de la imagen de neutralidad e independencia de TVE, los representantes de la redacción emiten un comunicado durísimo en el que describen el tratamiento dado al Congreso del PP, y señalan, con nombre, apellido y cargo, a los responsables de la dirección que “se saltan las normas deontológicas y trasladan una imagen de sumisión al poder político”. Y, en general, los grandes medios de comunicación españoles son muy poco creíbles, los menos creíbles, junto a los estadounidenses, de doce países seleccionados en el informe del Reuters Institute Digital News,  Report 2015, elaborado por la Universidad de Oxford y publicado por el Reuters Institute for the Study of Journalism. La máxima confianza en las noticias, con un 68 por ciento, la tienen los finlandeses y la mínima, a una considerable distancia, italianos (35), españoles (34) y estadounidenses (32). Ya se sabe. Los GMPP, en manos de los bancos y las grandes compañías, nos venden mercancía que no es neutral, ni mucho menos. Por el contrario, como afirma Teodoro Santana (Canarias Semanal, 13.3.2017), “se trata de la producción masiva de propaganda mediática para el adoctrinamiento de masas. Lo “normal”, lo “correcto”, lo “moderado”, lo “democrático”, es lo que “establecen los oligarcas mediáticos”. Isidro Sánchez Desde el revés de la inopia

12 Comentarios »

  • Ángel Manuel dice:

    He de felicitar a Isidro por este artículo. SIRVA DE PRECEDENTE.

    Tan sólo matizarle que en tiempos del PSOE pasaban cosas semejantes. Los del PP aprendieron con Rajoy en el Gobierno, y tras el 13-M, lo que Aznar despreció, el control de los medios de comunicación a través de financiación pública. Rajoy se aplicó el cuento, y Soraya lo ejecuta a la perfección.

    El PSOE siempre fue hábil en crear clientelismo periodístico. Hay que tener memoria, de hecho Lanza era eso. El PP se subió al carro más tarde.

    Y los nuevos no me cabe ninguna duda de que lo harían. Carmena ha creado su propia cadena de radio propagandística. Pablo Iglesias ha trabajado y vivido de su productora.

    Hoy, la formación de la opinión pública en las redes sociales, aquí mismo, cobra fuerza.

    Se ha extendido la sospecha de la manipulación informativa, y eso redunda positivamente en una mayor conciencia de la necesidad de contar con juicio crítico.

    Buscar sólo medios afines y opiniones afines es hacerse trampas al solitario.

  • Ciudadanoenlucha dice:

    El gran capital se ha erigido en dueño y señor del mundo civilizado comprando y poniendo a su servicio incondicional todos los medios de comunicación que en realidad son creadores de opinión, libros, periódicos, revistas, emisoras de radio y televisión cátedras y tertulias, han ido arreciando en sus exigencias desreguladoras y privatizadoras, el resultado ha sido que en los países exsocialistas las conquistas sociales se han hecho retroceder a formas de explotación inauditas propias de épocas remotas, pues los nuevos amos del mundo ya no tienen razón alguna para mantener los derechos conseguidos por los trabajadores tras de muchos años de luchas seculares.

  • Curioso... dice:

    Me resulta muy curioso que solo se apunte a los medios. Es cierto que, y especialmente en momentos difíciles como este, se pliegan a los poderes públicos o, al menos, a quienes tienen la pasta. Pero ¿y la sociedad no tiene nada que ver? Si quiere medios libres también ha de cubrir su financiación porque tener un medio de comunicación en la calle cuesta dinero y los periodistas tienen la mala costumbre de comer. Sin embargo nadie está dispuesto a pagar por información de calidad y se conforma en la mayoría de los casos con lo que le va llegando a través de las redes. Eso también le viene muy bien a los poderosos.

    Y lo único que quería decir con todo esto es que nosotros también tenemos la culpa coló sociedad poco madura.

    Un saludo

  • Gonzalo dice:

    Yo diría que la estrategia de manipulación más utilizada es la de la repetición. Repitiendo las cosas una y otra vez, la gente tarde o temprano las asimila como certezas, las graban a fuego como dogmas de fe.

    «Si repites una mentira muchas veces, se convertirá en verdad».

    Y la mayor mentira de nuestro tiempo es que vivimos en una democracia. Y/o las mentiras asociadas, como que hay algún partido político que nos representa.

    Los GMPP sirven al poder económico, y los partidos políticos, también. Es su Sistema, no el nuestro.

    —-

    Ahí dejo un enlace interesante que encontré hace tiempo sobre los dueños de información.

    https://esmola.wordpress.com/2012/07/09/los-duenos-de-la-informacion-ii/

  • Á. R. dice:

    Un periodista ciudadrealeño, Félix Mejía, inventó el periodismo de investigación en nuestro país en «La Tercerola», publicando documentos secretos del gobierno que demostraban su tendencia a la involución e incluso presagiando el autogolpe de estado del monarca Fernando VII el 7 de julio de 1822, que luego describió en el primero de los números triples de «El Zurriago», semanario imitado por muchos otros de Hispanoamérica.

    El fundador de la prensa protestante en español fue otro manchego, Juan Calderón, con «El Catolicismo Neto» y «El Libre Examen», pero tuvo que hacerlo fuera de España, en Londres, porque aquí no había libertad de prensa.

    Otro ilustre de la prensa manchega, nacido en Almadenejos, Fernando Lozano Montes, tuvo que sufrir innumerables pleitos por defender la democracia y la libertad de pensamiento en su semanario republicano «Las Dominicales del Libre Pensamiento».

    El periodista, abogado y poeta de Manzanares Antonio Rodríguez García-Vao, amigo de Unamuno y Baroja y con elementos ideológicos y de estilo que lo asemejan a Antonio Machado, fue asesinado en Madrid en circunstancias poco oscuras a causa de sus ideas republicanas y de su enfrentamiento con la iglesia cuando salía de una academia de dar clase…

    Pero miro la prensa ciudadrealeña de ahora y de hace unos años y… lo siento: me llena de vergüenza. En el siglo XIX había más libertad de prensa que ahora.

  • Censor dice:

    Leyendo el artículo da la sensación de estar ante un defensor de la libertad de prensa; lo que viniendo de alguien que ha impartido doctrina desde la SER resulta un sarcasmo. Denunciar la falta de credibilidad de los medios de comunicación, en especial de los públicos, a estas alturas es comerse las lentejas agarrás, una vieja novedad. La solución a esta manipulación informativa denunciada debe de venir del cierre de todos los medios de comunicación denunciados, imagino. En Ciudad Real, nuestro pequeño universo, TVCR era denunciada por su obediencia al poder, por su manipulación informativa diría aquél. Ahora que mandan otros ha cambiado de obediencia.

    Añadir que la APM ha denunciado recientemente las amenazas que desde los cargos de Unidos Podemos reciben los periodistas que publican informaciones que incomodan a esos cargos. ¿No es eso un atentado a la libertad de prensa? ¿No es Izquierda Unida, el partido del articulista, miembro de Unidos Podemos?

    Yo creo que lo que de verdad ofende al profesor no es que los grandes medios estén en manos de corporaciones o bancos; lo que de verdad le molesta es que no están en sus manos, para así poder desde su infinita sabiduría transmitirnos el auténtico conocimiento, La Verdad, La Pravda.

    • Oncólogo dice:

      Eso es lo que crees tú. Yo creo, por el contrario, que nos hace un favor dejando que nos expresemos como anónimos. Imagínate, por ejemplo, que asistiésemos con casco de motorista a una conferencia. La sensación que debería producir usar nicks en los comentarios debería ser igual.

  • Charles dice:

    En Austria y en Croacia, la legislación obliga a las empresas periodísticas a poner a disposición del público toda la información de forma que los ciudadanos pueden saber quién está detrás de la información que están recibiendo.
    En España, esto es posible hacerlo accediendo al Registro Mercantil. El problema es que muchas empresas están registradas con el nombre del gestor, por lo que el dueño real no es el que aparece ahí.
    Se debe exigir un marco normativo común que obligue a los medios a presentar la información sobre sus propietarios. Esta es la única forma de conseguir que los ciudadanos confíen en las noticias, detecten conflictos de intereses y se protejan contra la concentración empresarial.
    Si conseguimos que la identidad del propietario sea de dominio público, garantizaremos que los abusos de poder mediático puedan ser abordados.
    Saber quién controla realmente los medios de comunicación es un componente esencial en un sistema democrático…

    • Hobbes dice:

      Bueno, aquí tenemos «aún» prensa libre que nos cuenta los mamoneos de la Vicepresidenta del Gobierno con Cebrián para «reestructurar» la deuda de Prisa, las subvenciones del fondo de reptiles de Cospedal, la publicidad institucional de Libertad digital o La Razón, los cinco millones que mete la Jerarquía Católica en su tele ultra bla bla bla.

      No hay más que salir a la Red a buscar. Está todo. Otra cosa es que miremos hacia otro lado, como hacen nuestros neoliberales de MCR.

      Y, añado: lo mismo que hicieron Bono, Barreda, que hace Page, que hizo RoRo, que hace Zamora…todos dan publicidad institucional a cambio de buen trato. Lo que es vergonzoso y solo sirve para que algunos «profesionales» de los medios lleven panzas ordinarias de grandes. (me refiero a los paniaguados, que no se me moleste ningún periodista que tenga sus kilitos de más).

      Ahora en Madrid, con la Prego convertida también en neolineral que solo defiende a sus amigotes de debates cavernarios, se le está vaciando la Asociación profesional porque la Cifuentes le ha quitado el chorro de millones de euros que le daban para que sus afiliados tuvieran sanidad privada por todo el morro. Parece que sin esa prebenda, ya no interesa pagar la cuota. Con eso lo digo todo. Tanto de unos, como de otros. Y, enlazo con el resto de sindicatos.

  • Hobbes dice:

    Soledad Gallego rey ha escrito este fin de semana algo muy bueno que apoya la tesis del profesor Sánchez:

    http://elpais.com/elpais/2017/03/24/opinion/1490377696_249812.html

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.