Inicio » Puertollano

Ciudad Real: Justicia y dignidad para los humillados, torturados y asesinados durante la represión franquista

- 30 enero, 2018 – 17:1451 Comentarios

Los patios de la Diputación de Ciudad Real han acogido esta mañana la primera conmemoración institucional en memoria y recuerdo de los vecinos y vecinas de la provincia que perdieron la vida durante la represión franquista, un homenaje que el presidente de la institución provincial, José Manuel Caballero, ha dicho que han concebido como “un acto de justicia y dignidad” para con las víctimas y sus familias.
memoria
Pero ha querido dejar claro que homenajear y recuperar la memoria de los que sufrieron humillaciones, persecución, tortura y muerte, no es abrir heridas, es cicatrizarlas “porque el mejor cicatrizante, es la justicia y el reconocimiento de la dignidad de aquellos a los que pretendieron arrebatársela, con la seguridad de que jamás lo consiguieron”.

Entre las intervenciones se han proyectado algunos testimonios de familiares que no han olvidado en todos estos años y en los que la pregunta más repetida entre quienes perdieron a sus madres, padres, abuelos o hermanos era “¿a ver por qué?, al tiempo que han recordado el sufrimiento del resto de familiares que vieron como les arrebataron a sus seres queridos sin ninguna razón y cómo no tenían más consuelo (y no en todos los casos) que ver sus sepulturas.

Caballero ha recordado que la democracia se cimentó en España con un texto constitucional que nació del diálogo, de la renuncia a las posiciones propias y de la decisión de perdonar. Ha matizado, no obstante, que, sobre todo, “perdonaron más los familiares de quienes sufrieron 40 años de represión y pagaron con su vida su compromiso contra la dictadura franquista, en defensa de las libertades y los derechos fundamentales que hoy disfrutamos”.

Ha añadido que como presidente de la Diputación reconoció hace tiempo que la gestión estaba incompleta, que no podían mirar hacia otro lado ante una causa justa, “que no debíamos ignorar una demanda latente de una parte importante de nuestra sociedad, que no estaba siendo atendida por la Administración del Estado, a pesar de que les corresponde en primer lugar al existir la mencionada ley que les obliga y que está vigente desde 2007”.

Por eso -ha dicho- que decidió poner en marcha un programa de recuperación de la memoria democrática de la provincia de Ciudad Real, con el ánimo de hacerlo con rigor científico y académico, “apartándonos de cualquier interés partidista, dejando a un lado nuestras propias convicciones ideológicas, nuestras motivaciones personales y nuestras vivencias familiares”.

Caballero ha explicado que entendieron que había tarea para encomendar a investigadores, historiadores y antropólogos, que se necesitaba un trabajo multidisciplinar de profesionales con experiencia, reconocimiento y credibilidad en este campo. De ahí que buscaran la colaboración de los profesores de la UCLM e impulsaran el convenio con el Centro de Estudios de Memoria y Derechos Humanos (CIEMEDH) perteneciente a la UNED, motivo por el que ha agradecido la presencia de su rector, Alejandro Tiana, aunque su primer saludo ha sido para los familiares de las víctimas.

El presidente de la Diputación ha indicado, asimismo, que el proyecto “Mapas de Memoria” no acaba hoy con la entrega del estudio que reconoce a 3.887 víctimas, de las que 85 son mujeres -precisamente ayer sumaron otra más, una socuellamina que estaba en prisión y fue traslada al hospital de Tomelloso-, sino que a partir de ahora los investigadores que colaboran en este proyecto de recuperación de la memoria democrática de la provincia, seguirán contando con la colaboración institucional y económica de la Diputación provincial.

Por otro lado, ha querido dejar claro que en todo este proceso y en el acto institucional de hoy no se trata de ir “contra nadie”, pero sí de ir de la mano con aquellos que defendieron los valores que han permitido que en la actualidad haya hombres y mujeres gobernando las instituciones para mejorar la vida de la gente.

memoria1

Y ha afirmado que han querido recuperar la memoria desde el convencimiento de que recordar a los que sufrieron un padecimiento injusto es la mejor manera de asentar un futuro de convivencia de paz y libertad. “Somos porque tenemos memoria. Cada uno de estos 3.887 hombres y mujeres, tienen derecho a su memoria, a ser recordados por lo que verdaderamente eran y no por lo que les acusó y condenó un régimen ilegitimo y criminal”. Así fue condenado por unanimidad por el Congreso de los Diputados el 20 de noviembre de 2002, según ha remarcado.

El presidente de la Diputación ha referido, asimismo, que el régimen franquista se cebó reprimiendo y violando los derechos humanos, especialmente de los trabajadores y trabajadoras, de las gentes de la cultura y la educación, y de los afiliados de las organizaciones políticas y sindicales que les representaban.

memoria2

Emoción, lágrimas y recuerdos que no caerán en el olvido

La Diputación de Ciudad Real ha acogido la conmemoración más emotiva de todas las que se recuerdan, no porque los dos patios que dan acceso a las estancias de la primera planta del Palacio provincial estuvieran atestados como nunca de gente de la calle, sino porque muchas de las personas anónimas que han presenciado la celebración han visto cumplido el deseo largamente pretendido de recuperar la memoria de sus seres queridos, de aquellos que perdieron la vida por defender sus ideas.

Ojos cansados, envejecidos y enrojecidos de los que han brotado lágrimas de alegría porque el nombre de sus padres, sus tíos o sus hermanos ha sido rescatado del olvido y con ello sus vidas, sus anhelos e, incluso, sus deseos póstumos. Sin duda la lectura de dos misivas guardadas con celo desde hace años y en secreto durante décadas han despertado conciencias esta mañana y han otorgado carta de naturaleza a la afirmación que ha hecho el presidente de la Diputación, José Manuel Caballero, relativa a que con el homenaje no se reabren heridas, sino que se ayuda a cicatrizar un pasado que debe ser recordado sin ir contra nadie.

Un acto como el que ha promovido la institución provincial reconforta a los familiares de las víctimas. Así lo han remarcado ante los medios de comunicación y la infinidad de cargos públicos que han asistido. Se consideran resarcidos y han mostrado una y mil veces su agradecimiento porque el nombre de los que en otros tiempos no se podía pronunciar se ha recogido en un libro que pasará a la posteridad. Lo interpretan como el reconocimiento a que eran personas normales, que querían a su familia y que trabajaban para poder alimentarla. Simplemente tenían una ideología condenada por el régimen franquista.

Se ha restablecido su memoria y ante la certeza de que finalmente no caerán en el olvido sólo hay palabras agradecidas con las que mitigar recuerdos amargos de niñez o de juventud temprana. Aunque muchos de ellos se han atrevido a decir que, si es posible, la recuperación de sus restos sería la mejor recompensa a una interminable espera.

El rector de la UNED apuesta por seguir contribuyendo con la Diputación en la recuperación de la memoria histórica y la dignificación de los represaliados

En el acto institucional de homenaje a los represaliados durante la dictadura franquista en la provincia de Ciudad Real, celebrado esta mañana en la Diputación Provincial, han intervenido junto al presidente José Manuel Caballero, el rector de la UNED, Alejandro Tiana Ferrer, y los profesores Francisco Alía, catedrático de Historia de la Universidad de Castilla-La Mancha, y Julián López García, director del Centro Internacional de Estudios de Memoria y Derechos Humanos y responsable del equipo de esta investigación.

Rector de la UNED

Alejandro Tiana, rector de la UNED ha señalado que este es un primer paso para recuperar la memoria histórica. Se ha mostrado orgulloso de contar con un equipo de investigación serio y riguroso y de colaborar con la Diputación Provincial de Ciudad Real. “Es fundamental estar seguros de lo que estamos haciendo y cerrar dignamente lo que ha supuesto la represión franquista por lo que me gustaría como Universidad colaborar en esta tarea”, ha comentado, apuntando su satisfacción por contribuir modestamente con esta aportación histórica y seguir en la tarea de la recuperación de la memoria y la dignificación de los represaliados.

Franciso Alía

Por su parte, Francisco Alía ha aclarado que a pesar del avance que se ha hecho con esta investigación todavía no se está en condiciones de ofrecer datos definitivos sobre las víctimas represaliadas durante la dictadura franquista “y en muchos casos va a ser imposible porque no hubo registros civiles y va a hacer falta mucho tiempo para ir desempolvando todos los archivos”

Alía ha destacado que la provincia de Ciudad Real es una de las provincias de España mejor investigadas y ha agradecido a la Diputación el apoyo a esta investigación y a perpetuar una reparación de este problema.

Julián López

Julián López García, director del Centro de Estudios de Memoria y Derechos Humanos de la UNED ha mostrado también su agradecimiento a la Diputación por el apoyo prestado a la investigación iniciada hace ocho años. “Desde entonces hemos visitado centenares de casas y es como si nos estuvieran esperando”. Y ha asegurado que la recuperación de la memoria histórica se debe fundamentalmente a las mujeres de la provincia.

Ha indicado asimismo que la relación de las cerca de 4.000 víctimas todavía no ha terminado y se seguirá engrosando porque hay una relación de “suicidios” que está en la lista de dudosos, aunque es prácticamente asociable a la represión franquista.

Ha incidido en que Ciudad Real es la provincia con más víctimas mortales de la posguerra, matizando que esa brutal represión que se produjo en ella se contabiliza con 2.800 fusilamientos, una gran cantidad de muertos por garrote vil; 850 fallecidos en prisiones y en intentos desesperados de evasión, así como que se han encontrado muchos muertos de la provincia en otras cárceles del país.

Ha señalado que a la investigación le quedan todavía dos fases: el mapa de fosas para saber donde están enterrados y la dignificación de estas fosas en la medida que sea posible.

Etiquetas: ,

51 Comentarios »

  • Ángel Manuel dice:

    Memoria selectiva no es memoria.

    Justo y digno es recordar a todas las víctimas.

    Tienen que saberse el número de víctimas que causó el bando republicano durante los años de la guerra (Ciudad Real era retaguardia) para que la memoria además de memoria sea rigurosamente histórica.

    Porque imaginemos que esas cifras de víctimas durante los 40 años de dictadura pudieran compararse con las del otro bando en los pocos años de “Democracia republicana”.

    Nos llevaríamos sorpresas. Ni la República era tan democrática como se predica de ella, ni la dictadura fue tan dura y represiva como la pintan.

    Cuando mi abuelo, socialista confinado en Castuera, nunca quiso hablar de la guerra ni de Franco, qué vería en la guerra y qué sufriría en la dictadura.

    El cerró esa página en 1978. Como la mayoría de los españoles que sí vivieron la guerra y o la dictadura.

    Hoy este asunto es un arma política estéril.

    La memoria y la dignidad pertenece a las víctimas, a sus familiares, no a los partidos que pretenden usarlas políticamente porque están ya vacíos de mensaje pero repletos de sueldazos que mantener como sea.

    Todas las víctimas tienen derecho a reclamar los cadáveres de sus familiares…y aquí se acaba el problema. Pero me pregunto, serían tantos los que lo reclamarían?

    Nunca oí hablar a mi abuela de recuperar el cadáver de su hermano en el Ebro. Y ella sí me habló de la guerra. Votante ciega de Felipe González nunca me habló mal de Franco tampoco. Se pasó hambre después de la guerra y mucha necesidad. Pero las cosas cambiaron a partir de los sesenta. No era especialmente religiosa ni antirreligiosa. Y mi otro abuelo, tenía tierras, pero no era un terrateniente, no le gustaban los rojos porque se las querían quitar (él las trabajaba), y tampoco la injusticia social (ayudó a muchos necesitados con mi abuela).

    ASÍ QUE QUÉ HISTORIA NOS CUENTAN??

    LA DE UNA MINORÍA O UNA MAYORÍA QUE NI QUERÍA LA GUERRA NI LOS EXTREMISMOS???

    De Democracia sabían antes lo que ahora sabemos de robótica.

    • Antonio Fernández dice:

      Francó dictó en 1948 el final del Estado de Guerra en España (o sea, la represión de la postguerra siguió siendo tan cruel con los vencidos como lo fue la propia guerra). Los caídos y represaliados por el lado “nacional” tuvieron su desagravio y su reconocimiento. Los del lado contrario, no. Han pasado casi 80 años, y se ha hecho poco por aliviar a los familiares de estas personas, y este acto es de justicia.

      Pero estoy de acuerdo contigo: es necesario un acto conjunto de reconocimiento mutuo del dolor de las familias y descendientes de uno y otro bando. Ese debe ser el próximo acto, y hasta que no llegue, no cerraremos nunca este triste episodio. Pero de momento, es imprescindible que se hagan actos como éste, para poner reconocimiento y conocimiento de lo que pasó. Y dejar de entender que actos como éste sean simplemente revanchismo. No hay mayor alivio para el espíritu que la paz y el perdón, la reconciliación verdadera.

      • Angel Manuel dice:

        Estoy en lo esencial de acuerdo. Las familias de las víctimas tienen derecho a su reconocimiento social y a recuperar los cuerpos de sus familiares. Da igual del bando que sean.

        Y me opongo radicalmente a su politización. Por eso las instituciones deben referirse a TODAS las víctimas.

        Y todos tenemos derecho a reclamar una Lectura de la Historia de essos años, rigurosa e imparcial.

        Un espléndido libro escrito por un republicano, Manuel Chaves Nogales, A SANGRE Y FUEGO (héroes, bestias y mártires de España), describe los horrores en retaguardia en ambos bandos. ESA ES LA VISIÓN QUE DEBERIAMOS COMPARTIR LOS ESPAÑOLES, Y NO LA SECTARIA.

        La represión franquista fue efectivamente durísima hasta el 48. Y luego sutil, al que luchó en el bando republicano (por ejemplo porque le tocó estar en la zona republicana y fue alistado a la fuerza -la mayoría- o se adscribía por ideología) se le marcó durante la dictadura. Mi abuelo tuvo que cambiar de provincia por ese motivo. Pero no necesitó exiliarse y no le molestaron demasiado.

      • Antonio dice:

        Bien traído, y justo recordarlo, que España vivió bajo la declaración de estado de guerra hasta 1948, más tiempo que muchos países que entraron en la II Guerra Mundial.

        En esa línea, también es justo recordar que hasta 1959 no se reguló en España el Habeas Corpus, e incluso después de esa fecha se infringía dependiendo de quien fuera el detenido.

        • Hobbes dice:

          Menuda chorrada acabas de decir.

          Lee esto:

          Las últimas ejecuciones del franquismo se produjeron el 27 de septiembre de 1975 en las ciudades españolas de Madrid, Barcelona y Burgos, siendo ejecutadas por fusilamiento cinco personas: tres miembros del Frente Revolucionario Antifascista y Patriota (FRAP) —José Humberto Baena, José Luis Sánchez Bravo y Ramón García Sanz— y dos de ETA político-militar —Juan Paredes Manot (Txiki) y Ángel Otaegui—. Estas ejecuciones, las últimas de la régimen franquista, poco antes de la muerte del general Franco, levantaron una ola de protestas y condenas contra el Gobierno español, dentro y fuera del país, tanto a nivel oficial como popular. Un año antes, el 2 de marzo de 1974, fue ejecutado a garrote vil en Barcelona Salvador Puig Antich.

          Son las últimas penas de muerte ejecutadas en España. La pena capital fue abolida por el artículo 15 de la Constitución de 1978, con la excepción de «lo que puedan disponer las leyes penales militares para tiempos de guerra»; la Ley Orgánica 11/95 también la abolía en este supuesto.

          • Ángel Manuel dice:

            Claro, es que si tenemos en cuenta que Franco era un dictador y su régimen una dictadura, existía la pena de muerte.

            Gracias por ilustrar con la existencia de la pena de muerte durante la dictadura.

          • Antonio dice:

            No veo contradicción entre lo que yo he escrito y lo que tú has escrito. En cualquier caso, Hobbes, a mí no me vas a encontrar en el enfrentamiento, yo soy fruto, y trabajo, por tanto, para ello, de la reconciliación. Pertenezco a una de esas familias (que son muchas) que perdieron seres queridos a uno y otro lado de los frentes. Cuando mi padre y mi madre se conocieron no se pidieron mutuamente el árbol genealógico para ver si podían casarse.

          • Hobbes dice:

            Antonio, te pido disculpas, pero entendí otra cosa. Lo dicho, disculpas. No me cuesta nada reconocer errores.

            Mi caso no es buscar enfrentamiento y menos con gente que no lo quiere. Es hartazgo ante tanto fascista incapaz de reconocer las barbaridades que aún no se han reparado y que no paran de mentir y manipular para blanquear la parte más negra de la historia reciente de España.

            Sacar a los asesinados de las cunetas y las fosas no es remover ni odiar, es acabar con algo que ahí sigue, porque los familiares directos siguen vivos.

            No entiendo que alguien se pueda autodenominar buena persona o católico y verter la basura que se vierte aquí. No lo entiendo, ojalá la Iglesia se pronunciara, pero antes se congelará en Infierno, porque también ellos formaron parte de esto y siguen sin reconocerlo.

            Una pena.

            Repito, disculpas.

          • Angel Manuel dice:

            Yo recuerdo como católico el genocidio católico que tú no citas porque no te conviene.

            La Iglesia ha proclamado beatos a muchos mártires de ese genocidio, porque tiene tanta memoria como yo.

            Y no se niega a que las víctimas, eso sí de cualquier bando, recuperen a sus seres queridos cuando lo pidan.

            Lo que pasa es que tú eres un sectario y un hipócrita.

          • Antonio dice:

            Nada, hombre, disculpas aceptadas.

            A cambio te/os pido que os tratéis mejor (o no os tratéis, simplemente) Ángel Manuel y tú, porque lo que es un hartazgo para el resto es que estéis todos los días como estáis. O formalizáis de una vez vuestra relación u os vamos a meter presos en una misma celda y que sea lo que Dios quiera.

          • Ángel Manuel dice:

            Antonio, el problema no es que pensemos distinto, es que somos muy distintos.

            Y eso no tiene remedio.

      • Censor dice:

        Don Antonio, olvida o ignora al Maquis o la invasión del Valle de Arán. Su superioridad moral, como buen comunista perdona vidas, sólo admite la reconciliación según y cuando él estime. Para él, España no es una democracia, todavía vivimos bajo la égida del franquismo. En fin, espero haber aclarado a los ignorantes y malos de izquierdas por qué Franco mantuvo el estado de guerra hasta 1948.

        • Angel Manuel dice:

          Eso es así como también que los demás generales del bando sublevado acordaron durante la contienda que harían volver al Rey y el sistema parlamentario, y sin embargo él se perpetuó hasta su muerte en el poder.

          Qué hubiera pasado si la República popular hubiera ganado la guerra, pues hubiéramos sido un satélite de Stalin y hubiéramos sufrido también la II Guerra Mundial (que es lo que esperaban los frentepopulistas).

          Qué hubiera pasado si Franco hubiese abandonado el poder y hubiese retornado el Rey y el sistema parlamentario, que era lo que podría esperarse cuando sus aliados del Eje perdieron la guerra. Pues que con probabilidad España se hubiese enganchado al Plan Marshall o a la fundación de la CEE, y ahora, España no llevaría el retraso (y se ha modernizado mucho desde los años 60 pero sin democracia ni libertades durante veinte años) respecto del núcleo duro y desarrollado de nuestros socios de la UE, a la que llegamos tarde por culpa de la dictadura. hubiésemos llegado al mismo tiempo de reindustrializar Europa occidental y no tarde y con exigencias injustas de desindustrialización.

          Las consecuencias de la dictadura fue nuestro déficit de modernización y no tanto los traumas. Las consecuencias del proceso revolucionario iniciado con la proclamación de la República fue la guerra civil.

          Las reformas y los desarrollos del Plan Hidrológico y reparto de tierras entre campesinos sin tierra ya se iniciaron en tiempos de Primo de Rivera y estaban pendientes durante la República, pero la tensión política los paralizaron. Franco sorprendentemente los implantó (construcción de pantanos y creación de pueblos de nueva colonización).

          Sin embargo, existen mínimamente trasvases entre cuencas y la distribución de la renta y la riqueza es desigual pues la presión fiscal recae sobre la clase media trabajadora.

          Las reformas pendientes están paralizadas por el Estado autonómico y la inercia del sistema fiscal. Y sigue habiendo inseguridad jurídica e inestabilidad política, y una corrupción que las pone de manifiesto.

    • cagapiedras dice:

      Yo pregunto ¿Si Ciudad Real y provincia eran zona roja (roja que no republicana) como es posible que asesinaran a tantos republicanos? lo normal es lo que pasó y no lo vociferan, fué la cantidad de gente honrada que se apiolaron unos por ser católicos, otros por tener ciertos niveles económicos o culturales, otros por guapos y otros por que ¡A mi este me cae mal!, otros por que ¡habla con un facha! y cuarenta gilipolleces, así les llevaron a apiolarse a toda la gente honrada que se cruzaba en su camino y los dejaban en cunetas, lo que ocurría era que sus familias iban a buscarlos y…. ¡calladitos o vais vosotros detrás! …. Debió se vergonzoso pero según la memoria histórica de los cojones, las únicas victimas fueron estas personas. Pregunto otra vez ¿cuando de una jodida vez vais a dejar de remover la mierda con el palito? Ninguno hemos vivido esto y lo único que pretendéis es crear odio en vez de unión entre nuestras generaciones

      • cagapiedras dice:

        A ver Angel, de mi pregunta ¿cuando vais a dejar ….? está mal escrito, me refiero a ¿cuando van a dejar?, que tal parece que han sido esos ¿familiares? de ellos las únicas victimas.

        • Ángel Manuel dice:

          La memoria es de todos, y las víctimas de sus familiares.

          Oye cagapiedras el viernes atendí en el trabajo a una pareja de Culipardia que vive en Madrid, oye qué alegría me entró. A ella la conocía de vista.

          Como dices tú, se me hizo el culo vino. Allí paso una semana (en casa de mis padres) y me subo ya por las paredes, y aquí, coño, cuánto quiero a mi tierra.

          Qué ganas tengo de que llegue el carnaval para irme.

          Sabes? En Madrid van tan deprisa que a veces se pasan de listos. Y oye, ven un borrico (Chinchón) y les saltan las lágrimas. Además aquí le ponen a todo el -ito y la -ita.

          Pides una ración de pataticas, y vaya, que lo son, y encima congeladas.

          Patatacas en nuestra tierra…si sales a comer es para hartate y si no ve pensando en cerrar el negocio. Y la tapa madrileña…en fin conozco la catalana…y no queda en mal lugar.

          Pero en Culipardia…!!! Eso es hospitalidad leñes.

          Ya ves, idealizo la tierra. A mi chaval le encanta ir a Ciudad Real…y encima tiene también un pueblo.

          Desgraciado quien por no tener no tiene ni pueblo (eso me dijo un madrileño gato muy salado, será que es un manchego del Manzanares, el río más al norte de La Mancha, porque eso es Madrid, la zona más al norte de La Mancha).

          • cagapiedras dice:

            Me ha gustao tu comentario, pero tengamos una cosa clara, “mala gente el que reniega de su tierra y de sus orígenes, llevo mucho mundo corrido (Ojo, mundo, no España, Mundo) y mi tierra esta por encima de todo, y ya no te hablo de la gastronomía manchega, Me he de morir cazador, taurino, tripero, futbolero, en fin, lo que me echen, eso si, sanamente …………. vale tío ahora soy yo el que me emociono. Un abrazo para ti y para todos los que nos insultan con psodónimo para todos…….. Un Paleto Manchego…………… (tambien moriré siendo paleto)

          • Ángel Manuel dice:

            Un abrazo también para tí.

  • Censor dice:

    ¿Para cuándo un homenaje a todos los torturados y asesinados por miembros del PSOE durante la Guerra Civil en la provincia? ¿Algún dinerillo para investigar los cuerpos que yacen en el pozo del cementerio de Carrión? A los socialistas les quitas a Franco y se quedan en pelotas. Qué personajes.

  • Hobbes dice:

    No habrá ni justicia ni dignidad mientras no estén todos en donde elijan sus familias. Ni en fosas, ni en infames valles fascistas, ni en cunetas.

    Y tampoco habrá justicia mientras que en este país haya una fundación fascista y un genocida expuesto para su mayor gloria.

    Queda mucho por hacer. Lo demuestran los comentarios de arriba. Absolutamente indignos.

  • Charles dice:

    Un entrañable y emotivo acto.
    Nuestra democracia aún tiene una asignatura pendiente con los desaparecidos asesinados por la represión franquista y sus familias.
    Por eso, es necesario afrontar con decisión una política pública que garantice plenamente los derechos de las víctimas de la dictadura franquista.
    No es una cuestión de partidos. Es en nombre de la democracia, la dignidad y la justicia….

  • mayor dice:

    “Que mala baba tiene alguna gente no respetan nadie, dicen que son cristiano demócratas”.

  • Á. R. dice:

    Solo una cita de Manuel Azaña:

    “PASTRANA: Conoce usted por experiencia algunos estragos de la guerra. Otros se los imagina o los calcula. Ha oído usted aquí ponderar la enormidad de esta desventura. Bien. Cierre usted los ojos, represéntese con cuanto vigor le sea posible a España exangüe, las ruinas, la miseria, el hambre; cargue las tintas negras; junte a Goya con Valdés Leal, la visión de Ezequiel y el Apocalipsis, multiplíquelo por su pavor personal y cuando haya obtenido un resultado insoportable de contemplar, le diré: falta el carácter peor de esta guerra.

    RIVERA ¿Cuál?

    PASTRANA Su inutilidad. Esta guerra no sirve para nada. Se entiende, para nada bueno. No resuelve nada. Ya me contentaría con que el daño consistiera en pagar demasiado precio por un régimen. Siempre habríamos adquirido algo, aunque fuese caro. No es así; concluida, subsistirán los móviles que la han desencadenado y las cuestiones de orden nacional que se ha querido solventar a cañonazos reaparecerán entre los escombros y los montones de muertos, empeoradas por la guerra”.

    Manuel Azaña, La velada en Benicarló.

    • Censor dice:

      “Todos los conventos no valen la uña de un republicano”. Así contestó el pacífico Azaña a la solicitud de Maura, Ministro de la Gobernación, de acabar con la quema de iglesias y el asesinato de católicos en abril del 31. Azaña lo llamaba “justicia inmanente”. Arrepentidos los quiere Dios.

  • Paco dice:

    La justicia y el respeto debe de ser recíproca los abuelos y bisabuelos de Josele y compañía fusilaron a mi abuelo y sus hermanos y a nosotros nadie nos ha pedido perdón ni hemos sabido quien o quienes lo hicieron.
    Igual se lo merecían por tener una tienda de comestibles?

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.