Otra conjetura, artículo periodístico de Sánchez Ferlosio

Jesús Millán Muñoz.- A raíz o colación o espada de esta columna, publicada por ABC, hace cincuenta años, Sánchez Ferlosio, conjetura o hipotetiza una serie de explicaciones al Arte Prehistórico. 

Ha caído mucho agua y lluvia y nieve y tormentas y huracanes desde aquella fecha a y en la interpretación del Arte, de las Artes Plásticas y del Arte Prehistórico, por lo cual, como todo artículo que tenga una raíz de interpretación en una ciencia social, en este caso doble, por un lado la prehistoria y el arte, y por otro, el Arte en general, pues todo ha evolucionado mucho

Pero si puede indicarnos, algunas realidades, quizás el estatuto del columnista, en la cuestión, diríamos multitud de realidades-símbolos-significados que por el mundo van materializándose, sea en objetos, sea en ideas, sea en hechos o cuestiones sociales… 

Indiqué en un artículo que escribí hace unos años, que Sánchez Ferlosio, se merecería una fundación, y, que Sánchez Ferlosio, en un país como Francia, habrían movido los hilos, para que le hubiesen otorgado el Premio Nobel de Literatura. Como siempre, no voy a entrar en el dilema o realidad eterna, en todo ser humano, entre lo que hace y lo que piensa, lo que posiblemente sienta y lo que realiza, como dirían los antiguos entre la ética y la belleza, en definitiva, el debate eterno entre verdad y bondad y belleza de las palabras y de las vidas... 

No soy yo, el que debe y deba juzgar las fallas de nadie, soy, un modesto escritor literario que bucea en el artículo periodístico como espejo de realidades. Para mí, creo que como Ferlosio u Ortega o Unamuno el artículo es una mezcla de noticia real-cotidiana, más literatura y filosofía y más ensayo. Es decir, no sabemos, dónde empieza una realidad y termina otra. En definitiva, quizás, tampoco queramos saberlo, porque el cerebro es uno, y, aunque las teorías localistas del cerebro, expresan, que hay núcleos que realizan unas funciones más que otras. En una mente conciencia-inconsciencia, parece que se crean redes neuronales, que mezclan y combinan todo. Pero esto, nos lo tendrán que decir los neurólogos, igual que la interpretación del arte prehistórico, los prehistoriadotes… 

Hoy, se cree que existe Arte Prehistórico de los neandertales, desde al menos 65.000 años, en las cueva de Maltravieso, Ardales, La Pasiega. No hay que ver, aunque sea poco, las pinturas de Chauvet, de treinta y dos mil años, para darse cuenta, que a ese Arte, no se llegó en unos años, sino que debió de ser la evolución de docenas o cientos de generaciones, quizás de miles de años. 

Dicho de paso, si nos fijamos bien, hay casi una copia e imitación o escuela entre Chauvet y Lascaux y Altamira, es decir, quince mil años, de un Arte similar o semejante, con pequeñas diferencias, lo que quiere indicar y decir y expresar, muchas concepciones, no solo que existía una evolución de enseñanza, sino posiblemente, también, de significados, es decir, una escuela que se fue enseñando de unos a otros, de una generación a otra, de una imitación de un grupo humano en otro, de especialistas artistas, sean chamanes o no lo fuesen, que aprendían y aprehendían dicho oficio o función, quizás, combinado con otros temas. Quizás, como algunos piensan, “se pintaba relaciones inconscientes o sueños en estados de conciencia alterados, sea por la música o la danza o por otras realidades…”. 

Pero posiblemente, antes de esa fecha, de hace sesenta y cinco mil años, y, al mismo tiempo, tanto el Homo Neandertal o el Cromagnon, al que pertenecemos nosotros, debieron o pudieron realizar pinturas y arte, esculturas y grabados sobre adornos que se ponían, sobre la piel, sobre madera, y otros materiales, que se han ido perdiendo o destruyendo… 

Se habla mucho si un artículo periodístico, puede ser, además de información, lo que generalmente hacen generaciones de periodistas, además de literatura poética, estilo Umbral, de literatura ensayística, estilo Ferlosio, Unamuno, Ortega. Por tanto, podríamos indicar, en esbozo y en esquema general, que las columnas periodísticas, tienen esos tres niveles básicos, y todos los comentadores de palabras, que dan al público ideas, en periódicos en papel o en digitales, podríamos indicar, que están en una o en varias de esas categorías. Con feliz expresión, Gomá, indica que una columna es un microensayo, yo, me apunto a esa idea. Por tanto, diríamos que este artículo de Ferlosio, bajo mi modesto entender-comprender, se apunta a esa interpretación, es una especie de microensayo. Pueden representar esencialmente, algunas ideas, que podrían desarrollarse, en un ensayo más largo en hojas y palabras y frases, o más académico, con una interpretación más universitaria de datos y hechos e interpretaciones. 

A veces, pienso, que un articulista es un cruce de varios caminos, de varios saberes, combinado con la realidad del momento, siempre la realidad del momento, aunque se hable de hace veinte siglos, se está hablando del hoy. Aquí, en este artículo también, a raíz de que supuestamente, este es el texto-comentario que se ha puesto a los opositores filólogos a Secundaria, en el territorio de La Mancha. 

Un artículo es un mar-océano ilimitado, un mundo de ideas y sensaciones y percepciones y datos y preguntas y soluciones, y recuerdos y ambientes y deseos e hipótesis. En definitiva, mezcla el mundo de la conciencia y de la autoconciencia y de la inconsciente, individual y colectiva. 

Para terminar, me gustaría que este artículo, recordase, que la sociedad de este trozo de tierra, merece hacerle a Ferlosio una Fundación, aunque sea Virtual. Espero… Paz y bien… 

Relacionados

ESCRIBE UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img