Inicio » El laberinto del verbo

Lecturas veraniegas

- 19 junio, 2013 – 20:224 Comentarios
Clarisa LealYa se va acercando el verano (o eso dice el calendario) y toca elegir lecturas para el solaz asueto que nos espera. Hay algunos que eligen historias triviales para no tener que pensar mucho en esa época en que la rutina da paso a horas y horas de relajación, y con tiempo para embarcarse en alguna aventura que les haga soñar más allá de una mullida cama. Otros, en cambio, escogen grandes volúmenes de la biblioteca particular que han permanecido, en estado de reposo, a la espera de disponer del espacio idóneo para no tener que abandonarlos a la primera de cambio. Los hay prácticos, los que se empapan de las guías de viaje del destino al que viajarán, en esta o en otra vida. Y, también existen esos otros, que aunque nunca leen, se compran un libro (el que sea) para tener la excusa perfecta de no tener que vigilar a los niños en la playa (“Cariño, ve tú que estoy leyendo y si lo cierro ahora… me pierdo). Los textos se nos muestran en los más variados formatos. Las ediciones lujosas para la lectura en casa, no sea que se vayan a estropear. Y las ediciones de bolsillo para llevarlas de acá para allá: la playa, la montaña, la piscina… Si se ha planeado un viaje transoceánico, en barco o avión, nada mejor que un lector electrónico, si no te gusta la lectura de ese archivo podrás recurrir a otros sin tener que cargar, en la mochila o la maleta, con más de un libro y su consiguiente peso en la facturación. Y si la vagancia es extrema y ni leer te planteas, siempre quedará el audio libro: un mp3, unos auriculares y…. a aislarse del mundo. lecturasveraniegasMás complicado es elegir el género y acertar. ¿Ficción? ¿No ficción? ¿Teatro? ¿Poesía? ¿Novela?, etc. Aunque, revisando la última lista de los libros más vendidos en estas últimas semanas de junio, algo sí me queda claro… la lectura de novelas con tintes eróticos-festivos… son de las más demandadas. ¿Se las regalarán los maridos a sus esposas a la espera de alentar los “ánimos” maritales? ¿Se las comprarán las esposas para poder fantasear con historias ajenas y olvidarse de los que dormitan a su vera? ¿Ninguna de las preguntas anteriores son correctas? O, ¿es como todo?, cuestión de moda, puro y duro marketing. Títulos como las famosas “sombras de Grey” u otras de más reciente publicación, como: “Atada a ti”, se posicionan entre los libros más vendidos. También se mantiene la “Reina Descalza” de Falcones o el del recién galardonado, Muñoz Molina (Todo lo que era sólido) y títulos tan chispeantes como: “El arte de no amargarse la vida” de R. Santandreu (como si fuese fácil en estos tiempos que corren) o: “La enzima prodigiosa. Una forma de vida sin enfermar” de Hiromi Shynia (como si fuese fácil en estos tiempos que corren). Y si lo que se prefiere es conocer más a fondo a esos profesionales de la política, más allá de las noticias y de los juzgados, una buena forma es leerse algunas de las recientes biografías aparecidas como la de Alfonso Guerra, “Una página difícil de arrancar” (no, no, no… mal título, ya está poniendo en sobre aviso al lector que, desde la página uno, lo va a tener muy complicado) o la del mediático, Miguel Ángel Revilla y su “Nadie es más que nadie”, que bien podría promocionar su libro con una lata de anchoas de Santoña para que todos las probemos y seamos iguales como bien reza el título de su libro. En fin… que cada cual decida cómo, cuándo, dónde y qué leer. Que vuele o se duerma de puro aburrimiento. Pero que disfrute de las vacaciones que para eso se inventaron…, para hacer lo que a uno le dé la gana y pueda. Clarisa Leal
Etiquetas: , , ,

4 Comentarios »

Leave a comment to Fermin G.

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.