Advertisement
Advertisement
Inicio » Ciudadano en Blanco

Y el amo alza la voz

- 7 octubre, 2017 – 12:0010 Comentarios
ciuadadano-en-blancoHoy me he acordado de mi primera experiencia laboral. El habitual grupo de jóvenes explotado por una multinacional ávida de mano de obra barata y complaciente. Transcurrido tal vez un par de años, hubo un pequeño conato de rebelión. Poca cosa, muy moderadamente, tan sólo una respetuosa petición colectiva de que “nos dejaran tranquilos”. Sin ánimo de dejar de echar horas extra sin cobrar, a tanto no se llegaba. La gente quería conservar el trabajo, pero el tema del maltrato psicológico no lo estaba llevando demasiado bien. Pero incluso eso fue demasiado para los de arriba. Pasando por encima del Director del Centro, al que tal vez consideraron demasiado blando, enviaron desde Madrid al gran sheriff, el Director de Recursos Humanos a nivel nacional, para restaurar el orden entre la díscola masa trabajadora local. Y puso orden, claro. Todo volvió a su cauce. Los jóvenes curritos agacharon sumisamente la cabeza y volvieron a su tarea, sin volver a repetir tamaña muestra de rebeldía. Me ha venido a la cabeza este recuerdo -más o menos distorsionado por el tiempo-, cuando he visto la noticia de la amenaza de bancos y grandes empresas catalanas. Me ha dado la impresión de que, ha llegado el momento de que se llame al orden a las revueltas masas de independentistas (y no independentistas) catalanes, que han tenido la osadía de pretender tomar por sí mismos una decisión que, en nuestro “democrático” Régimen, siempre ha estado ya tomada desde arriba. El pueblo debe acatar y servir, y no pretender tomar decisiones. Eso ya lo hace el amo, por medio de sus leales esbirros, los políticos profesionales. Que con esto de las masas me refiero a la gente, claro, no a los políticos del PDeCat, los cuales, igual los amos han considerado que no han sabido controlar adecuadamente a la plebe. Y por eso ha llegado la hora de que el amo alce la voz, y ponga al populacho en su lugar. El amo en persona. La oligarquía económica. Quienes realmente gobiernan en Cataluña. Y en España. Demostrando quién manda aquí. Gonzalo Plaza Ciudadano en blanco
Etiquetas: ,

10 Comentarios »

  • manuel v dice:

    Amigo Gonzalo: hay muchos pueblos, el pueblo como abstracción es una buena coartada para el discurso, pero es un concepto que hoy necesita un replanteo intelectual, no demagógico ni pasional. Que el pueblo ya lo decía Aristóteles es pasión. Además, hay varios pueblos. En Cataluña, el que hemos visto hasta hoy y el que vemos hoy, entre banderas y manos blancas- un detalle muy curioso- y tal vez veremos en los días siguientes. Se contarán las cabezas como el ganado? Se encontrarán airados en las calles ¿Cuál de los dos es el válido? ¿Cuál de los dos es el manipulado? ¿Cuál de los dos es más pasional? ¿El que espanta a bancos y empresas o el que los tranquiliza? Desde mi escepticismo aún mantengo una molécula de llama en la pábilo. Que la sociedad llegue a ser un día una suma incontable de ciudadanos libres y solidarios ajenos a la jerga pasional. Y con respecto al gobierno global, se me hace tan grande que me apabulla y no veo la forma de una revolución global que venga de la mano con un sistema alternativo, mejor, más democrático, justo que este. De momento, la revolución se hace desde el barrio militando en la bonhomia del hombre. Discrepo de Rousseu: El hombre no es bueno por naturaleza; las leyes justas, la sociedad, la democracia como el mejor de los regímenes posibles lo desprende de su asilvestramiento. No hay más que mirar al nordeste del país.Saludos.

    • Gonzalo dice:

      Manuel, entiendo que lo que vienes a decir, que ya lo he oído muchas veces, es que el ser humano es malo por naturaleza y que, por tanto, nos tenemos que conformar con un gobierno dictatorial que mantenga el orden -la ley- frente al salvajismo natural del pueblo.

      Yo no pienso igual. El hombre, ni es bueno, ni malo. O de otra manera, puede ser bueno, o malo.
      El hombre es como se le educa.

      Y se pueden construir una sociedad justa y democrática, educando en el respeto y en la solidaridad.

      O se puede dejar la sociedad en manos de los autócratas de turno, los cuales educarán al pueblo en el aborregamiento y en el egoísmo.
      Eso es lo que hemos hecho.

      Y para constatarlo no hay que irse tan lejos. Basta con mirar a tu alrededor. Donde hay personas tan egoístas y tan aborregadas que hasta pretenden imponer la voluntad de los mandamases de turno a gentes que no conocen, que están a muchos kilómetros de aquí, por ejemplo, al nordeste del país.

      Pero también a tu alrededor hay gente buena, educada en el respeto y la solidaridad. Con esa gente podríamos construir una sociedad mucho mejor que la que tenemos.

      Solo que hay demasiadas personas poniendo palos en las ruedas. Demasiadas personas apoyando, de una manera u otra, a los autócratas. Demasiadas personas que ya han condenado a la humanidad y no trabajan para mejorar las cosas, sino para conservar lo que tienen.

      Pero no porque seáis malos por naturaleza, Manuel. Sino porque os han educado así.

  • Charles dice:

    Más allá de la fachada democrática, más allá del decorado y la puesta en escena, está la trastienda donde el poder económico se ha comido con patatas al poder político y este al poder judicial.
    Cataluña tiene una deuda, a nombre de la Generalitat, de 62.000 millones de euros que equivale al 31% de su teórico PIB; una deuda asumible ya que es la mitad de lo recomendable.
    España (sin Cataluña) tendría una deuda del 125% que es el doble de lo que se aconseja.
    Por ahí llegará la desestabilización del Estado.
    Para muestra, un botón: el Sr. Rosell Lastortras dice que el Estado de las Autonomías tiene sometida a Cataluña…..

  • Censor dice:

    Piensa don Gonzalo que la fiesta se acabó, que ha venido don Dinero a poner orden. Se equivoca.

    Ahora viene cuando Rajoy abandona a los catalanes buenos y traiciona a la Policía y la Guardia Civil. Después, el presidente, enviará al señor Lobo para que no quede rastro del crimen y los criminales puedan seguir expoliando España.

    • Gonzalo dice:

      Rajoy nunca ha defendido ni a los «catalanes buenos», ni a los «españoles buenos», ni a nadie, más allá de a sí mismo y a la oligarquía económica que le ha proporcionado su actual puesto de trabajo.

      Y no tengo la menor duda de que va a seguir haciendo lo mismo en el futuro.

      El amo ordena, y Rajoy, obedece.
      Lo mismo que Puigdemont.
      Lo mismo que Sánchez, Rivera, Iglesias, etc.

      Mismos perros, distintos collares.

  • Carlitros dice:

    Ciudadano en blanco, no vas a la manifestación con la camiseta en blanco pidiendo «parlem»?
    Ah no calla que a ti te van mas otras manifas donde se lian las turbas

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.