Inicio » Sin tapujos

¡Elevemos nuestro pensamiento de una puñetera vez!

- 19 mayo, 2017 – 08:377 Comentarios

MarcelinoEstamos tan acostumbrados a los espejismos, a aferrarnos a mentiras disfrazadas de verdades para no perder la esperanza; a decir “esto es lo que hay”, como argumento último y definitivo que justifique nuestras acciones, liberándolas de todo componente ético o moral, que cuando aparece un rayo de luz no somos capaces de verlo.

Por favor, dejemos de mirar únicamente a Europa. Ya sé que físicamente formamos parte de ella. Ya sé que tiene preciosos decorados para hacerse fotos con ellos de fondo.

Europa significa el pasado. La supervivencia de Europa vendrá, si aún le queda un poco de inteligencia y energía residuales, de sumarse a las iniciativas surgidas en otras partes del mundo.

El sistema geopolítico y mental británico, infiltrado en nuestros corazones de un mundo de unos contra otros, nos llevará a cavar nuestra propia tumba.

¡Elevemos nuestro pensamiento de una puñetera vez!

En el foro “Una franja, una ruta”, recientemente realizado en Pekín -donde, por cierto, España asistió representada por su presidente de gobierno; sin duda, uno de los escasos aciertos de tu titular- se dijeron cosas como las siguientes:

“La iniciativa de la Franja y la Ruta tiene el potencial (…) de convertirse rápidamente en un puente terrestre mundial que conecte a todos los continentes a través de infraestructuras (…)”

“Representa una nueva forma de globalización, pero no determinada por el criterio de maximizar la ganancia del sector financiero, sino para el desarrollo armónico de todos los países participantes sobre la base de una cooperación ganar-ganar”, es decir “en la que todos ganen”.

Por eso es muy importante que no se vea esta iniciativa desde un punto de vista de un contable  que analiza las cosas bajo la perspectiva del análisis coste-beneficio numérico. “Pensemos en ella como una visión para la comunidad de futuro compartido” “¿En dónde queremos que esté la humanidad dentro de 10, 100, incluso 1.000 años?”

“¿No es el destino natural de la humanidad -como la única especie creativa en el universo hasta hoy- (…) resolver el problema de las enfermedades incurables, o solucionar el problema de la seguridad energética y de las materias primas mediante el desarrollo de la fusión nuclear?”

“Si nos concentramos en los objetivos comunes de nuestra especie, podremos superar la geopolítica y establecer un nivel superior de razón para el provecho de todos”

Se planteó una imaginativa aplicación -de todo o en parte- de los 1,4 billones de dólares que China tiene en diferentes bonos estadounidenses: Crear un banco de inversiones que financie las infraestructuras que EE.UU. necesita. Por ejemplo, tener listas para 2.020 las 40.000 millas de red ferroviaria de alta velocidad necesarias para unir entre sí las principales ciudades del país, siguiendo el ejemplo del Plan de Acción chino.

En relación a la UE, a pesar de las adhesiones y comentarios favorables a la Nueva Ruta de la Seda hechos de forma aislada por países miembros, institucionalmente la UE no termina por decantarse.

La UE tiene un enorme desafío: “La crisis de los refugiados”

“La única forma humana de sanar esta herida moral de Europa, es la integración activa de las naciones europeas en un gran plan de desarrollo para toda África insertado en la iniciativa una franja, una ruta”.

Para que esta forma de colaboración basada en el principio de ganar-ganar sea exitosa, no debe sólo buscar el beneficio material de las infraestructuras o del desarrollo industrial.

“Debe conducir a un intercambio de las expresiones más bellas de la cultura de los países participantes” (…) “Hacer el descubrimiento feliz en otras culturas de la belleza de su música clásica, su poesía, su pintura” (…) y todas las artes en general; “y al conocerlas, fortalecer nuestro amor por la humanidad toda”.

Para que este intercambio de las expresiones más bellas de la cultura de los países sea un hecho, cada uno debe realizar un trabajo previo.

Hablando de España.

Necesitamos recuperar, divulgar, enseñar a respetar y a querer, lo mejor de nuestro arte y cultura. Hablamos de ese hilo histórico que atraviesa la vida de los pueblos.

Félix Rodríguez de la Fuente se propuso salvar de la extinción al lobo ibérico. Es hora de que empecemos a salvar del olvido nuestra obra histórica y cultural común, como pueblo, para ofrecérsela al mundo y, a su vez, hacer lo recíproco con el resto de los pueblos de la humanidad. Ese sí es un intercambio de valor global. No el que se propone en otros lares, de diluirnos todos en una sopa no se sabe de qué. Ése sí es un internacionalismo verdadero: estimular las relaciones y el desarrollo de todos respetando la personalidad de cada uno.

Debemos organizar a la humanidad en torno a la creación artística y científica.

“El desarrollo de las facultades mentales y creativas de todos los pueblos y en todas las naciones, dará a la humanidad el sentido de unidad y propósito que la hará verdaderamente humana”.

Eso es hacer humanidad, no acabar con ella.

Hay que integrarse en la Nueva Ruta de la Seda.

Ella nos facilitará a los españoles la excusa perfecta para llevar a cabo una maravillosa tarea: Redescubrirnos.

Sería una pena no hacerlo y ser el único pueblo que recibiera a los demás con las manos vacías por empeñarnos en no querer entender, ni apreciar, ni querer, el mejor legado de quienes nos precedieron.

Redescubrirnos puede convertirse en una aventura apasionante. Sin encorsetamientos ni ideas preconcebidas. Como un explorador curioso y ávido de dar respuestas a interrogantes de un mundo, si no ignoto, si muy mal, o poco conocido:

Nuestra propia tierra.

Sin tapujos
Marcelino Lastra Muñiz
mlastramuniz@hotmail.com

PD: Os dedico el Danzón Nº 2 del compositor mexicano Arturo Márquez

https://www.youtube.com/watch?v=gpsHUUHZb9w

7 Comentarios »

  • Ángel Manuel dice:

    Interesante artículo.

    Los españoles deberíamos impulsar un proyecto semejante con Portugal (cuyo AVE no llega) y Latinoamérica.

    Algo ya avanzaste en otro artículo.

  • Charles dice:

    Parece que, en un momento en el que el proteccionismo está a la moda, la iniciativa del presidente de China, Xi Jinping, podría reactivar la economía estancada.
    Lo que me sorprende es que el predicamento de China del libre cambio, en la realidad, no lo practique tanto.
    Segunda Globalización a la vista. Confiemos en que no termine siendo un cuento chino…

  • Francisco de Goya dice:

    Excelente artículo, Marcelino. Poco a poco te has propuesto divulgar iniciativas que están fuera del marco donde los medios de siempre tratan de encerrarnos,y animarme a mirar más allá de los muros invisibles que nos han construido.

    Te lo agradezco por la parte que me toca.

  • Agustín dice:

    China me da un poco de miedo. No tengo claro que su liderazgo sea mejor que el de USA. Habrá que ver…………

    • Francisco de Goya dice:

      Lo que yo entiendo es que China y Rusia buscan un mundo multipolar, no sustituir al mandamás del concepto imperante, unipolar, por otro.

      Quieren un concepto diferente de las relaciones internacionales:
      Multipolaridad donde todos ganen. De ahí, el concepto ganar-ganar utilizado por el presidente chino.

      Tenemos tan asumido el planteamiento dominante hasta la fecha que nos cuesta trabajo aceptar una visión diferente de cómo se han manejado las cosas hasta la fecha.

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.