La Puerta de Toledo

DiegoPerisLa puerta de Toledo, parte esencial del recinto amurallado de la ciudad, fue declarada monumento nacional en 1915. La ciudad pensada por Alfonso X tenía un recinto amurallado que delimitaba su perímetro y establecía una protección defensiva para sus habitantes.El trazado urbano estaba pensado en sus relaciones con el exterior y los ejes de la ciudad y sus puertas marcaban la comunicación con las ciudades próximas. El eje de la calle Toledo con salida por la puerta del mismo nombre era el eje norte que comunicaba Ciudad Real con la importante ciudad de Toledo. Con la desaparición de la muralla, apenas quedan restos, en la ciudad, de la misma siendo por ello aún más importante esta puerta como elemento singular del recinto amurallado por sus características constructivas y su ornamentación.

puerta-de-toledo-01
3 Fases para el monumento y su entorno.
Hace ya tres años se anunciaba un acuerdo entre el Ayuntamiento de la ciudad y la Fundación Caja Madrid para acometer la restauración de la puerta y su entorno. Una actuación que supone una inversión de cerca de 2.200.000 euros, una cifra más que importante para la restauración de este elemento monumental de la ciudad. La cuantía del proyecto ya suscita dudas más que razonables sobre la prioridad de la inversión, la actuación a realizar y la forma de plantearse. De esa importante cantidad, 720.000 euros que corresponden a la segunda fase han sido financiados por la Fundación Caja Madrid. El resto, cerca de 1.500.000 euros, han sido financiados por el Ayuntamiento. La primera fase que planteaba la ordenación del tráfico y el entorno urbano de la puerta en su fachada norte suponía una inversión de 600.000 euros y la tercera que plantea la unión de la puerta con la plaza de España, una tercera inversión de 868.000 euros.

puerta-de-toledo-02
Fotografías actuales de la Puerta de Toledo

La restauración del propio elemento planteaba fundamentalmente una actuación para evitar las humedades de capilaridad que desde hace décadas presenta el edificio. Para ello se han realizado una serie de drenajes en su perímetro y una reparación de las fábricas de piedra del mismo. A pesar de que se consideraban las manchas de humedad como restos antiguos de la presencia del agua, se sigue apreciando la presencia de esta humedad después de la restauración lo que hace dudar de la eficacia de la actuación realizada.

Pero lo más negativo de la actuación es que aprovechando esta restauración básica,  se realizan una serie de “añadidos” al monumento que resultan negativos a todas luces y, en mi opinión, contrarios a los criterios de restauración legal y habitualmente admitidos. Las elevaciones de su remate superior, con la colocación de piedras salientes de forma irregular deforman claramente la imagen del edificio. Para poner de manifiesto la continuación de los muros laterales de piedra y de tapial que pudieron existir en otro momento se construyen elementos añadidos que quieren imitar a los antiguos y que se protegen con una piedra superior en el caso del tapial. La deficiente ejecución de los mismos ha hecho que la humedad los deteriore en apenas unos meses y ha obligado a su demolición en estos días. Nos alegramos de su desaparición porque eran elementos inventados, que trataban de simular elementos antiguos (cosa taxativamente prohibida por la Ley de Patrimonio). Probablemente sería buena idea hacer ver cómo la puerta era parte de un elemento lineal que rodeaba la ciudad, pero eso tiene otros sistemas que han sido ensayados en muchos lugares. La restauración realizada, por desgracia, tiene elementos claramente negativos y genera dudas sobre la eficacia del objetivo esencial de la misma como era la solución de las humedades de capilaridad.

Una primera fase con rotonda y peana.
La actuación correspondiente a la llamada primera fase que construye una rotonda exterior y rodea la puerta con un murete y pavimento de caliza en su pavimento es desafortunada, desde todo punto de vista, especialmente en lo que supone de colocación de una peana circular al monumento. La valoración ambiental del monumento requería una solución mucho más sobria y con materiales más austeros que habrían armonizado mejor con el elemento monumental, resaltando su singularidad y marcando su carácter de elemento de paso. La rotonda desplazada hacia el norte genera un recorrido complejo para los vehículos que, desde el punto de vista del tráfico es poco útil y resulta claramente incómoda para la circulación.puerta-de-toledo-03

Pero sobre todo la valoración realizada del entorno inmediato de la puerta con la pavimentación de la caliza en el suelo de la propia puerta, que se continúa en la forma circular exterior y sobre todo el peto inclinado, al igual que los pavimentos adoquinados en las isletas próximas generan más confusión en el conjunto que entendimiento del valor del monumento que debería ser el elemento a resaltar en el proyecto. La puerta requería un tratamiento que valorase el recorrido que se realizaba a través de ella de forma lineal siguiendo la actual carretera de Toledo. Y junto a ello el entendimiento de formar parte de un sistema de protección de la ciudad que continuaba a ambos lados de la misma y se prolongaba por todo el perímetro urbano. Una construcción con materiales actuales, con señalizaciones adecuadas y con elementos gráficos de los que disponemos en los archivos habría explicado mejor el monumento. Y de esa manera se habría entendido su significación. La colocación de la peana de protección acentúa el carácter de objeto aislado.puerta-de-toledo-04

La tercera fase de 870.000 euros.
En noviembre de 2014, el concejal de urbanismo anunciaba el inicio de las obras de la tercera fase (868.000 euros de presupuesto inicial) en los próximos meses. Ahora, en marzo de 2015 parece que se han adjudicado a una unión temporal de empresas que realizarán un paseo que unirá la puerta de Toledo con la plaza de España. Suponemos que el proyecto ya ha obtenido el visto bueno de la Comisión de Patrimonio Histórico de Ciudad Real al ser una obra en el entorno de un monumento.puerta-de-toledo-05

El acceso al espacio donde se ubica el monumento por un espacio continuo, eliminando el Centro de Transformación aéreo existente y adecuando la parcela delante de las viviendas construidas para el Ministerio de Defensa puede ser una actuación urbanística conveniente aunque no creo que sea ni la más urgente y necesaria para la ciudad en estos momentos.

La actuación austera en el patrimonio histórico suele ser un camino definido por la necesidad pero que conduce a mejores resultados que los gastos excesivos que como en este caso no inciden en la realidad del monumento y tratan de buscarle una envoltura que finalmente le resta importancia y valor.

Espacios
Diego Peris Sánchez

Relacionados

Euromillones

1 COMENTARIO

  1. La remodelación…mal hecha
    La rotonda…mal hecha
    Para colmo tienen que «tirar» lo que estaba hecho porque no sirve
    Miedo me da la semipeatonalización de la calle Toledo!!!
    Y todo con dinero de todos!!!

    Por cierto, buen artículo, Diego!!

ESCRIBE UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Advertisement
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img