Inicio » Opinión

Saber en lo que se está (opinión)

- 12 junio, 2012 – 15:582 Comentarios
Ángel Aguas Nuevo.- Durante la tarde del domingo 10 de junio en la Plaza Mayor de Ciudad Real tuvieron lugar unos hechos consistentes en descalificaciones verbales y provocaciones iniciadas por determinados personajes públicos (al menos conocidos entre la religiosidad popular de nuestra ciudad) que esperaban el paso de la procesión del Corpus Christi, día de la caridad para la Iglesia Católica, hacia algunos manifestantes contra el rescate con fondos públicos europeos a la banca española. Este rescate tendrá inevitables y aún desconocidas consecuencias sobre los ciudadanos, sobre todo los más desfavorecidos, como la propia Iglesia Católica, y en concreto su acción socio caritativa, Cáritas, viene denunciando respecto al aumento de la precariedad social provocada por el desempleo, los desahucios, los recortes en sanidad y educación, la reforma laboral y la creciente desatención social de las administraciones en su afán de cuadrar sus cuentas. Por esas razones estaban allí las personas allí convocadas contra el rescate bancario, que sabían a lo que iban, contra su propia comodidad, y no contra la procesión del Corpus. Muchas ni sabían que era el día del Corpus (no es obligatorio conocer todas las festividades religiosas si no se es una persona practicante de la correspondiente religión) ni sabían al convocarse el lugar ni la hora de su paso. Estaban convocadas desde días antes para las 19 horas de la tarde siguiente a cuando se consumara dicho rescate, y esa tarde fue la del 10 de junio (la rueda de prensa del ministro de economía fue a las 19:30 horas del sábado 9) y su lugar de convocatoria previa era la plaza de cada pueblo o ciudad, por otra parte lugar abierto y plural por derecho ciudadano (de toda la vida de Dios, permítanme la licencia). Sin embargo, parece ser que algunas de las personas que esperaban la procesión no sabían en realidad qué se celebra en esta festividad de la Iglesia Católica, iglesia que debe entender y ser acogedora de izquierdas y de derechas, ser independiente de las instituciones políticas y que debe estar con los de abajo de la sociedad, y no con los de arriba como tristemente la historia nos recuerda. Y no lo digo yo: lo dicen los Evangelios y la Conferencia Episcopal en su propia página web en su comunicado del Corpus Christi de 2011, año europeo del voluntariado (los subrayados y un paréntesis en cursiva son míos): “En el misterio de la Eucaristía hacemos memoria de la vida del Señor entregada hasta el extremo, hasta darlo todo,  hasta hacerse Cuerpo entregado y Sangre derramada. Como dice Benedicto XVI, «cada celebración eucarística actualiza sacramentalmente el don de la propia vida que Jesús ha hecho en la Cruz por nosotros y por el mundo entero». Y en el acto oblativo de Jesús, hacemos también memoria de todos los hombres y mujeres (no necesariamente creyentes) que saben hacer entrega de su tiempo, su trabajo, su servicio, su vida en favor de los hermanos. “Al contemplar a Jesús en el sacramento de la Eucaristía recordamos y actualizamos lo que él dijo e hizo en la Última Cena con sus discípulos: «Haced esto en memoria mía». Una memoria que encierra y actualiza toda su vida: sus palabras, sus gestos, su cercanía a los pobres, su entrega hasta la cruz y su resurrección. “Celebrar la Eucaristía y estar al servicio de los otros, en especial de los pobres, son dos formas inseparables de recordar a Jesús. Así lo expresa Pablo en el primer relato que tenemos de la Eucaristía al corregir a sus cristianos diciéndoles: «cuando os reunís en comunidad, eso no es comer la Cena del Señor,  pues cada uno se adelanta a comer su propia cena, y mientras uno pasa hambre, el otro está borracho». “La autenticidad de la Eucaristía se refleja en gran parte en  «un compromiso activo en la edificación de una sociedad más equitativa y fraterna», de modo que celebrar la Eucaristía es también hacer memoria de los pobres y de las pobrezas de la sociedad.” http://www.conferenciaepiscopal.es/index.php/documentos-social/2050-la-eucaristia-vida-y-fortaleza-del-voluntariado-cristiano.html Pecan por tanto de fariseísmo e hipocresía quienes increpan a manifestantes cuyos objetivos deberían ser semejantes, complementarios y, como se dice ahora, “sinérgicos”, si no fuera porque quienes increpan seguramente no sepan en realidad por lo que ellos mismos están allí, y se dejan llevar por una tradición y por una estética que les distrae de lo esencial. Puede suceder que alguno de los increpadores ni siquiera viniera de celebrar la Eucaristía precedente a la procesión, sino de ver el triste empate de la selección española de fútbol, y ¡claro! no se encontrara en la sintonía de comunión de objetivos con quienes reclaman el amor y la atención a las personas primero, como Jesús de Nazaret, sobre todo a las empobrecidas por este sistema. Hagamos propósito de enmienda y procuremos que estos hechos, estas divisiones no vuelvan a tener lugar, porque es lo que más satisface a los poderes financieros: ver al pueblo atomizado, y si hay por medio motivos religiosos, mejor. Hay que saber en lo que se está y por qué se está, y así no será tan difícil tolerar y respetar a quienes puedan pensar diferente, pero no tanto. Por encima de todo debe estar el amor y la fraternidad entre los seres humanos, que es lo que se celebra el día del Corpus, y no la caridad sin justicia.

2 Comentarios »

  • Uno que estuvo dice:

    ¡Hombre! Cuesta un poco creer que los de la cacerolada desconocieran que se celebraba el día del Corpus y no supieran que por la plaza iba a pasar la procesión con el Santísimo. ¿Acaso no vieron las alfombras gigantes con los signos eucarísticos? ¿Tampoco vieron las vallas?

    Por lo demás, estoy bastante de acuerdo con el artículo.

    • MANUEL dice:

      Cuando pasó la procesión se callaron por respeto aunque no estaban obligados porque vivimos en un Estado Aconfesional, y estamos en un país donde de momento existe libertad de expresión. Aunque si la cacerolada hubiese sido hace un año seguro que no poníais ninguna objeción. Tengo la impresión de que a algunas personas les gustaría que volviese la guerra civil, y que se abriese la veda para poder matar «rojos».

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.