Inicio » Periferia Sentimental

Tradiciones modernas

- 24 julio, 2014 – 09:037 Comentarios
José RiveroDurante años la Pandorga – la fiesta más ‘genuina’, ‘propia’ y ‘antigua’ (por eso entrecomillo los adjetivos, por discutibles, por difusos y por improbables) de esta ciudad, según algunos espigados comentaristas y aviesos comentadores –  mantuvo cierto olor antiguo y mariano de convenciones pasadas por una memoria fulminada por un rayo invisble. Memoria tal vez inventada en 1980, por el abogado, ya desaparecido, Tomas Valle Castedo (primer Pandorgo de la era moderna) y memoria en abierto desuso el resto del ejercicio festero; pero memoria a fin de cuentas y a cuentas de un final predecible.r_ofrenda Todos aquellos olores florales y frutales del pradial, de la huerta en sazón y del templo, donde se venera la imagen que donó a los lugareños del Pozuelo el capellán Marcelo Colino, se relacionaban con ceremonias y celebraciones de la fertilidad de la cosecha y de la prodigalidad de la huerta regada, en forma de ofertorio a una imagen sagrada que ostenta el patronato y el patrocinio protector sobre la ciudad. Olores que actualizan el fondo polvoriento de lo que se exhuma de una cómoda  de pino flandes, antigua y en desuso. Ese es el olor característico de ciertas tradiciones empolvadas, que salen a flote merced a una extraña combinación del pasado  ejercido como un hecho inventado y del presente ahormado por otros valores polifónicos. Esas son las afirmaciones de la Primera Regidora, Rosa Romero, al señalar que “entre todos hacemos ciudad, y entre todos mantenemos viva la fiesta de la Pandorga; queremos que esta ciudad sea moderna y vanguardista, pero si perder nuestras raíces”.r_pandorga2 Pero la fiesta de la Pandorga y la ciudad ¿moderna y vanguardista? es un espléndido oxímoron estival-invernal, acuático-terrero, vanidoso-modesto, vítreo-plúmbeo y voluble-fijo. Merecedor de alguna distinción en el 'Juego de los Despropositos' que tanto se llevan esta temporada de 'Sube y baja'. Oxímoron local tan atinado y cierto, como la llamada por algunos 'Música militar', por otros como Unamuno ‘Pensamiento navarro’, o como la más improbable 'Concupiscencia en el convento'. ¿Creen lo que dicen? o ¿sólo engordan un ego poco documentado? Y además la expresión deslizante y resbaladiza “entre todos hacemos ciudad”, pretende culparnos a todos del entuerto y hacernos responsables del desvarío. Y así hacernos callar.r_PANDORGA83 En años y épocas  de construcción de identidades – reales o fingidas, propias o virtuales –  hubo quien, interesadamente o cándidamente, estiró la silueta de la  piel de la fiesta del ofertorio frutal y frugal anterior, en aras de definir un perfil ciudadano homologable a otros perfiles ciudadanos reconocibles del entorno próximo. Eran los complejos históricos de los ‘Nacionalismos sin pedigrí’, los vericuetos de las identidades locales más rancias y la exaltación del castizo ombligo patrio. Con todo ello se daba a entender un abandono de lo mítico-mágico y de lo religioso, en aras de un paseo por lo civil y por lo popular, con un tufo de tesis antropológicas más que discutible, en brazos de una neomodernidad roma y rampante. Y ese estirado de la silueta festera civil y popular, a  modo de un lifting que quiere provocar un rejuvenecimiento o un pronto olvido, produjo algunos fenómenos novedosos, que no nuevos: como inventarse a un vecino orondo, complaciente como un estafermo, no se si rumboso y dicharachero, vestido de sudoroso campesino antiguo; utilizar el moquero inmemorial de yerba de los cabreros, pastores, jornaleros y gañanes con la tela de cuadros, como santo y seña de una identidad discutible y jadeante; torear de noche a unas extrañas bengalas de luna, de fuego y de miedo y resarcirse de una sed militante, antigua, gremial y muy conocida . r_PANDORGA90 De aquellos polvos poetizantes, aromatizados con salvia, tomillo y yerbabuena, de veladas cuasi pastoriles y de danzantes rústicos y hermanados, hemos virado a unos lodos recientes que expelen otras señas diferentes y otros olores bien nítidos. La velada pastoril se transmuta en un colapso humano indescifrable de jóvenes dipsómanos; los danzantes rústicos han cedido su lugar a una turbamulta beoda y dicharachera que dispara exabruptos y esputos a una velocidad de vértigo, como esencia moderna. Tan moderna como son las prácticas novedosas y juveniles que van desde el ‘balconing’ mallorquín a la ‘tomatina’ buñoliana, que no buñueliana. Aunque el sordo de Calanda no podria haber ideado algo más surreal que los ‘balconing’ y los ‘tomatoning’. Todo ello con la bendición del poder local de concejales festeros y munícipes festivos y con otras muchas complicidades silenciosas pero efectivas. Donde había un olor nítido de pueblo regado al atardecer y camisas almidonadas y planchadas, se ha pasado a una exhibición de todos los humores, píos e impíos, y de todas las secreciones, del cuerpo y del espíritu.r_pq_CospedalPandorga A esta bacanal de zurra y limonada, orlada por otros accidentes menores de pañuelos, seguidillas y torraos, la siguen denominando de igual forma que a la antigua ceremonia mariológica de devotos y peregrinos; para dar a entender que los cambios son compatibles con la permanencia y que toda permanencia, por su sola obstinación en durar y quedar, ya es un cambio porque nada tiende a durar, y todo lo que dura lo hace desde un proceso imparable de mutación. “Lo sólido se desvanece en el aire”, como afirmaba Carlos Marx en algún pasaje de ‘El capital’; también lo  dice Martín Caparrós, en su prodigioso libro de viajes ‘El interior’, cuando advierte que “lo que parece eterno también desaparece”. Y no digamos lo rápido que desaparece lo que se inventó antesdeayer mismo, como una ocurrencia. Que retoma otra añoranza por los movimientos obligados, como los vistos por Antonio Machado, cuando nos  advertia con pesar “¿Qué díficil es/ cuando todo baja/ no bajar también?”. ¡Cómo bajamos por las cuestas de la vida!, y cómo nos sumergimos por la ola de la multitud desplegada y en perfecto estado de revista.antonio-broceno-y-rosa-romero Hasta lo podre explicita un cambio biológico o bioquímico, que nadie oculta, ni su olor desvaído y picante, ni la pérdida de su contorno, ni el brillo consecuente en toda putrefacción. Ahora la obstinación de todos los partícipes, oferentes y organizadores, es seguir llamando a lo nuevo con un nombre viejo. Que es otra esencia del ser moderno que bebe, cambia y olvida; pero todo realizado con velocidad en el presente y con fidelidad al pasado. Pero ¿es posible ello? Periferia sentimental José Rivero
Etiquetas: , ,

7 Comentarios »

  • Blisterr dice:

    De la Pandorga acto religioso no opino por respeto a la religión de cada uno y por desinterés.

    De la Pandorga fiesta y concurso de limoná, solo un comentario ¿Cómo se ha podido permitir en estos años tal degeneración de una fiesta que era MARAVILLOSA?

    En el Prado llevábamos la merienda, hacíamos el concurso, disfrutábamos con el agua y luego nos íbamos al Ave Turuta a acabar la noche.

    Ahora, cuando aún no son las 4 de la tarde, solamente se ve gente menor de edad borracha perdida, con pintas absolutamente asquerosas y el recinto ferial como cualquier vertedero de Bolivia (con mis respetos a Evo Morales por la comparación).

    No creo que fuésemos más «INOCENTES» que los chavales de ahora. Simplemente la Pandorga tenía un sentido como fiesta. Se disfrutaba de una tarde de comida, de bebida, de agua fresquita y, por la noche, como hacemos todos, nos poníamos como piojos.

    Pero, había una diferencia. Había un guión, había un cierto «savoir faire», había un respeto por uno mismo.

    Ahora ¿Cómo definimos lo que se ve salir del recinto ferial a las cuatro de la tarde? En mi caso, solo puedo decir que las fotos que veo en la prensa me resultan realmente asquerosas (refiriéndome al aspecto del asunto, que no a las personas. Por supuesto).

    El resto de los actos de la Pandorga me resultan poco o nada interesantes. Y, en cuanto a la culpa de esto, pues supongo que de todos, por no haber sabido reescribir anualmente el guión de esta fiesta.

    PD: La foto de Naharro y Camarena con Selas es de premio Pulitzer. Qué seriotes y qué píos se les ve a todos con el Deán…bendita hipocresía político-religiosa.

  • Juan Vigil dice:

    Bueno, la huella se va marcando. Lo siguiente será tomar en serio la depuración y pulido de textos sometidos al escrutinio de aviesos lectores y ‘comentatores’ como el que aquí suscribe (y no el abajo firmante). En serio, merece la pena que te formes y te esfuerces un poco en el hermoso arte literario.
    Las fotos son curiosas. Creo que en una de ellas aparece Rafael Romero Cárdenas, al frente, cómo no, del grupo Mazantini. Es hermoso constatar que la Pandorga fue en una ocasión un festival folcklórico esencial ente, al margen del botellón institucionalizado en que hoy ha devenido.

  • ja dice:

    La pandorga hoy en día es lo que es e intentar ver algo más allá sólo es acordarse de un tiempo que ya pasó y que jamás volverá.
    Los jóvenes de Ciudad Real cambian la letra de pandorga mi pueblo cantará! por la de pandroga mi pueblo me dará! pandroga!,(NO lo digo de coña esto es un hecho que personalmente veo cada año, no me lo he inventado), esta es la realidad, es un hecho empírico, objetivo y visibilizado mediante la observación directa, dicho esto juzguen ustedes mismos

  • Carmen dice:

    Hemos sabido los ciudadanos que la Alcaldesa ha regalado trajes regionales a damas y reinas de las fiestas de esta ciudad – a 600,00 € unidad -. Somos muchos CONTRIBUYENTES QUE PAGAMOS ALTISIMOS IMPUESTOS,a los que nos gustaría saber si siempre ha sido así y, si también ha salido de “NUESTROS BOLSILLOS” los trajes regionales lucidos por la PRIMERA EDIL Y TODOS LOS CONCEJALES, e incluso los trajes DE LOS PANDORGOS durante ESTOS 20 AÑOS MAS O MENOS DE GOBIERNO DEL PP EN EL AYUNTAMMIENTO.

    Por favor, desmiéntanlo si no es cierto, pues la “comidilla” está servida y el CABREO ES M0MUMENTAL.

    TRANSPARENCIA ¡¡¡YA!!!

  • Ochaita manchego dice:

    Llevo 5 años estudiando la letra de la canción de La Pandorga y creo que ya estoy listo para salir a la calle y entonar cual ruiseñor tan precioso tema.
    La canción, para los que no la hayan estudiado, es algo así: «Pandorga, mi pueblo cantará… Pandorga, mi pueblo cantará… Pandorga». (Y repetir hasta el infinito).
    En cuanto a lo de las borracheras infantiles, decir que siempre que éstas precedan al sexo sin protección (capullo ‘remangao’) e indiscriminado están sobradamente justificadas y seguramente son hasta beneficiosas a la hora de ser relatadas en un futuro como anécdotas.
    Un saludo y feliz Pandorga a todos, incluidos a los que son de Puertollano… aunque no nos caigan demasiado bien.

  • Carmen dice:

    Dª Eufrasia ( yo no tengo confianza con usted para llamarla por el diminutivo): ¿dónde piensa ubicar el botellón este año?. El año pasado fué un auténtico desastre y desatino el autorizar su emplazamiento a las puertas DEL QUIJOTE ARENA, aunque claro, si el Ayuntamiento mete en el mismo “saco” la cultura del DEPORTE y, el desenfreno producido por la CULTURA del BOTELLON y otras hierbas…pues seguiremos acumulando indignación.

  • cachuli dice:

    Esa Cospe posando con las hierbas,su único oficio es posar y recortar, posar y joder a los manchegos…e ir de romería y fiestorras, asco profundo me da

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.