Inicio » Desde el revés de la inopia

Un orgullo necesario

- 10 mayo, 2019 – 09:2021 Comentarios

En junio de 1970 tres manifestaciones recorrieron calles de Chicago, San Francisco y Nueva York con el objetivo de recordar las cargas policiales contra clientes homosexuales y trans del bar Stonewall Inn (1969). Realmente se convirtieron en marchas reivindicativas de la igualdad para toda la comunidad, más tarde llamada LGTBIQ+ (iniciales de lesbianas, gays, trans, bisexuales, intersexuales, queer y + para cualquier otra identidad). Nacía así el Día del Orgullo Gay, celebrado habitualmente el 28 de junio, que fue extendiéndose por el mundo como una marea multicolor contra la homofobia.

Por otra parte, el próximo viernes, 17 de mayo, se celebra el Día Internacional contra la Homofobia, Transfobia y Bifobia. Se trata de conmemorar la eliminación de la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales por parte de la Asamblea General de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que tuvo lugar el 17 de mayo de 1990, con el objetivo principal de coordinar todo tipo de acciones que sirvan para denunciar la discriminación de personas homosexuales o bisexuales, además de conseguir el avance de sus derechos en todo el mundo. En 2015 se incorporó la bifobia al nombre de la campaña.

Fuente Ayuntamiento de Moralzarzal (www.moralzarzal.es)

Desde la Facultad de Humanidades de Toledo (UCLM) y el Centro de Estudios de Castilla-La Mancha (CECLM) han querido sumarse a dicha campaña con una exposición, titulada Un orgullo necesario, que puede visitarse en el patio de la Facultad, desde el 9 al 30 de mayo. Se presenta un recorrido histórico desde los últimos lustros del siglo XIX hasta el presente, en el que se pueden visualizar los momentos de avance en la lucha por la igualdad y de retroceso por la homofobia estatal o social.

El comisariado es de los profesores Rafael Villena Espinosa y Esther Almarcha Núñez-Herrador y coordinación y maquetación corresponden a Julia Martínez Cano. Además de la organización por parte de la Facultad de Humanidades y el Centro de Estudios de Castilla-La Mancha, hay que desatacar el patrocinio de la Concejalía de Igualdad del Ayuntamiento de Toledo y la colaboración de la Delegación de Estudiantes de Humanidades. La exposición está dedicada a todas las niñas y niños que sufren acoso escolar por el mero hecho de sentir diferente.

Cartel

La muestra está organizada en diez paneles y uno dedicado a la introducción: La escena pública y la condena (1869-1895), Primeras publicaciones (1896-1924), El ambiente (Años 20 y 30), Represión nazi y represión liberal, Visibilidad y movilización (1950-1965), Arranca el Orgullo (1969), La plaga del SIDA, Matrimonio, Ejecuciones y Homofobia en 2019. Unas vitrinas, con abundante bibliografía, completan la exposición.

Es verdad que se ha avanzado mucho desde 1970 en los ámbitos institucionales, pero la homofobia sigue presente en 2019. Las relaciones entre personas del mismo sexo están criminalizadas en 72 países (en algunos, incluso, con pena de muerte), la protección legal no se ha extendido a todos los continentes y cada día personas LGTBIQ+ son atacadas por el mero hecho de expresar públicamente sus sentimientos. Existe, pues, una homofobia oficial y otra latente, sostenida desde sectores ultraconservadores. Hay, incluso, quien piensa que la homosexualidad tiene “curación”. Es el caso del Obispado de Alcalá, que desarrolla cursos ilegales y clandestinos para “curar” la homosexualidad.

Reproducción de un panel de la exposición

En cuanto al matrimonio entre personas del mismo sexo, se recuerda que Holanda fue el primer país en aprobarlo (2001). Desde ese año se han sumado Alemania, Argentina, Australia, Austria, Bélgica, Brasil, Canadá, Colombia, Dinamarca, España (2005), Estados Unidos, Finlandia, Francia, Irlanda, Islandia, Luxemburgo, Malta, México, Noruega, Nueva Zelanda, Portugal, Reino Unido, Sudáfrica (el único país de todo el continente africano), Suecia y Uruguay. Próximamente también será legal en Taiwan o Costa Rica y en Israel se reconocen los matrimonios celebrados en otros países desde 2006. No obstante, las resistencias homófobas a este avance social han sido muy intensas en algunos de estos países.

También se deja constancia de que la homosexualidad es considerada un delito con posible pena de muerte en Afganistán, Arabia Saudí –donde abundan penas de latigazos y ejecuciones–, Barein, Emiratos Árabes Unidos, Irán –uno de los países en el que las condenas son por ahorcamiento público–, Mauritania, Nigeria, Pakistán, Qatar, Somalia, Sudán y Yemen. El ISIS también practicó este tipo de asesinatos ejemplarizantes lanzando a los condenados al vacío desde azoteas en el territorio iraquí y sirio que controló durante un tiempo.            

En este sentido hay que hacer mención a que una de las últimas ideas manifestadas por el partido ultraderechista Vox es la de trasladar a la madrileña Casa de Campo la cita más importante del colectivo LGTBIQ. Pero la propuesta choca frontalmente, además de la posición de otros partidos, con la actitud hacia la reivindicación de los madrileños aceptada en gran mayoría y que, incluso, ya forma parte de su identidad. Y, desde luego, con la contundente reacción del colectivo LGTBIQ: “Madrid no va a renunciar a ser un referente de la libertad y los derechos humanos; a ser un referente del Orgullo”.

Isidro Sánchez
Desde el revés de la inopia

21 Comentarios »

  • Hobbes de luto dice:

    Lo triste es que España ha sido un país abanderado en la defensa del artículo 14 de la Constitución, donde hombres y mujeres pueden elegir sin problema sus opciones sexuales sin tener que dar explicaciones a nadie y, ahora, en 2019, 41 años después de aprobarse la Constitución Española, viene la ultraderecha y la derecha descerebrada a poner problemas.

    La ultraderecha me preocupa poco, porque ya hemos visto su poder de convocatoria, que es el mismo que el del bar de Falange en Miguelturra, pero lo de Pilar Ayuso diciendo que en la Casa de Campo no se puede tampoco, porque «allí van familias».

    Pero qué coño se cree esa señora que son las personas que van a ese desfile ¿Marcianos? AYUSO: ESA GENTE TAMBIÉN ES FAMILIA, TIENE FAMILIA, PERTENECE A UNA FAMILIA. Pero NO la familia tradicional que tú defiendes, sino las familias que se van creando en la sociedad conforme evoluciona el ser humano.

    Solo hay una suerte en esto, y es que el descalabro del PP en las nacionales se va a ver superado con creces en las autonómicas y locales, y estos individuos NO van a poder joder la existencia de sus compatriotas.

  • Manolo el del bombo dice:

    Una gran oportunidad la que nos brinda la Facultad de Humanidades de Toledo para reconocer el trabajo realizado por las generaciones precedentes en su lucha por la igualdad afectivo-sexual. Imaginando lo mal que lo tuvieron que pasar se me ponen los vellos de punta.
    Por suerte nuestra sociedad actual ha avanzado muchísimo en este tema, ya prácticamente todo el mundo ve normal un matrimonio formado por dos hombres o dos mujeres (por ejemplo), cuando hace veinte años ni siquiera nos planteábamos que pudiese existir esa posibilidad.
    Tal vez en un futuro próximo incluso dos personas del mismo sexo se podrán pasear por las calles de Ciudad Real cogidos de la mano, sin que sean mirados como si fuesen marcianos. O incluso esas dos personas podrán pasearse a las tres de la mañana por nuestras calles sin que sean insultados o agredidos por algún grupo de gilipollas borrachos. Poquito a poco.

  • Á. R. dice:

    Hay un gran especialista en España en esas cuestiones, Paul B. Preciado, un filósofo y arquitecto transexual.

  • Charles dice:

    En muchos países del mundo se han realizado avances significativos en el respeto de los derechos de las minorías sexuales, pero todavía hay 72 estados que criminalizan a los homosexuales e incluso llegan a aplicar la pena de muerte.
    España es uno de los países más avanzados en la protección de estos derechos aunque aún tenemos pendiente la prohibición de las ‘terapias de conversión’ para homosexuales…..

  • Ruy Wolf dice:

    Sinceramente, me da igual ciertos detalles de una persona como con quien se acuesta, si está casado o vive en pareja, si le va la carne, el pescado, los vegetales o las piedras, si te besas con tu pareja en la calle, te agarras de la mano o te sobeteas.

    Eso lo digo para empezar por que se como van a venir las contestaciones.

    Muertes, palizas, encarcelamientos… gente pereció en pos de conseguir el respeto del colectivo sin embargo, después de que se consiguiera un día para poder seguir reivindicando ese respeto, resulta que se ha convertido en el día en el que ciertos gays sacan el gañan que llevan dentro y para exteriorizar el odio que sienten y que el día se convierta en un espectáculo bochornoso y obsceno dejando imagenes como esta: https://pbs.twimg.com/media/D5_v_wjWsAAXnol.jpg

    ¿Como no va a haber siguiendo gente que siga escondiendo su homosexualidad por miedo a que los igualen a los cafres esos?

    ¿Como no va a haber homofobia, si después de que muchísimos homosexuales perdieran la vida, luchando por convertir una orientación sexual que sin motivo estaba mal vista en algo cotidiano y normalizado para que luego lleguen las siguientes generaciones y destruyan todo ese esfuerzo por que lo convierten en una parodia?

  • Ángel Manuel dice:

    No hay nada como recordar la persecución a los homosexuales en los países comunistas por parte de sus sistemas.

    No están en el listado dado por Isidro.

    Y lo sabe.

  • Censor dice:

    Discriminar entre los que están en contra y a favor de homosexuales o lesbianas no tiene otro fundamento que generar resentimiento para adueñarse de un grupo social con fines ideológicos.

    Lo hacen con las mujeres, convirtiendo a los hombres en maltratadores y asesinos natos de mujeres, por el mero hecho de ser hombres: otra vez el resentimiento, sembrar la discordia entre mujeres y hombres con fines ideológicos.

    Los gays, lesbianas y transexuales podían manifestarse en Nueva York en 1970 por la defensa de su identidad sexual porque vivían en una democracia liberal. En Cuba, por esas mismas fechas, los homosexuales eran confinados en campos de concentración, para su reeducación a través de la tortura, el hambre y el trabajo esclavo. Algunos de los que sobrevivían y renunciaban a su homosexualidad eran liberados. Si reincidían, un disparo en la cabeza era la solución para los irrecuperables.

    Reinaldo Arenas sufrió el castigo por ser homosexual. Suyo es el apodo a Ernesto Che Guevara de «mataputos del Malecón». Recordemos como se emocionaba el articulista viendo la efigie del terrorista y asesino de gays en su viaje a Ecuador. El escritor cubano tuvo que huir a la «capitalista» y «homófoba» Norteamérica para vivir en libertad su sexualidad. José Mario Rodríguez, otro poeta y escritor cubano, llegó en 1968 a la ultracatólica España, donde la izquierda le dio la espalda cuando contó los nueve meses pasados en las Unidades Militares de Ayuda a la Producción (UMAP) a causa de su homosexualidad.

    En Cuba, este año, se ha prohibido la marcha del orgullo gay y cuando unos pocos cubanos se han querido manifestar han sido reprimidos con violencia.

    Pero el problema es VOX, que no quiere prohibir la marcha del orgullo gay, y España, una democracia liberal.

1 Pingbacks »

¡Deja un comentario!

Añade tu comentario debajo, o trackback desde tu propio sitio. También puedes Comments Feed vía RSS.

Por favor, debate respetando a los demás.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.